0 0

Cruz Azul busca hilar dos triunfos

La Máquina derrotó a los Jaguares de Chiapas el pasado sábado en el estadio Zoque

La Máquina del Cruz Azul buscará la segunda victoria consecutiva.

Ciudad de México.- Además de otorgar oxígeno en su estado más puro al entrenador Tomás Boy, la victoria del sábado anterior contra los Jaguares de Chiapas (3-0) permitió al Cruz Azul meterse a la lucha por los puestos que dan acceso a la Liguilla, de los que estará mucho más cerca si este martes logra lo que no consigue desde hace 409 días: hilar victorias en la Liga.


La tarde de este martes, La Máquina recibirá al Toluca en búsqueda de su segundo triunfo consecutivo, lo que no sucede desde el 8 de agosto de 2015, cuando superó al León en el estadio Azul (2-0). Seis días, los entonces dirigidos por Sergio Bueno se impusieron al Guadalajara (1-0) en condición de visitantes.


A partir de ese momento, encadenar éxitos se ha convertido en un auténtico tabú para los Cementeros, quienes han sido incapaces de mostrar regularidad, lo que les ha privado de meterse a la fase final y ya les tiene con ciertos problemas de descenso, porque acumulan 99 puntos en la tabla de cocientes, sólo 10 más que el Morelia, actual sotanero en esa clasificación.


Desde aquel triunfo sobre La Fiera, los celestes han logrado 10 resultados positivos, pero en las nueve anteriores ocasiones no pudieron repetirlo en la siguiente jornada. Su balance en esas presentaciones es de siete empates y dos reveses. El problema es que igualar con los Diablos Rojos no les alcanzará para irrumpir entre los ocho primeros sitios de la tabla.


La de este martes será la cuarta ocasión que tenga la posibilidad de ser local en el partido que siguió a una victoria. Fracasó en las tres anteriores (par de empates y un revés).


Todo comenzó el 31 de octubre de 2015. La Máquina luchaba por un sitio en la “Fiesta Grande” del balompié nacional y había obtenido un valioso éxito sobre el Santos Laguna (2-1) en Torreón. Regresaba a casa para ser anfitrión del Veracruz.


Se puso adelante con gol de Lucas Silva (16’), pero Gabriel Peñalba igualó para los Tiburones Rojos (67’). Juego aún más doloroso por la lesión del arquero José de Jesús Corona, quien sufrió una luxación en el hombro izquierdo.


La historia se repitió el 2 de abril. El equipo dirigido por el “Jefe” se impuso al Atlas en el estadio Jalisco (2-0), aunque su siguiente cotejo en casa fue contra el Pachuca, club que terminó coronándose en el Clausura 2016. Pese a que dominaron gran parte del duelo, los Cementeros fueron incapaces de reflejarlo en el marcador y empataron sin goles.


Poco más de un mes después, vivieron algo más catastrófico. Sábado 7 de mayo, última jornada de la fase regular. El triunfo obtenido en Toluca (2-0) y una combinación de resultados puso en sus manos el boleto a la Liguilla, ese que se adjudicarían con un empate ante los Tigres, quienes llegaron a la antigua Ciudad de los Deportes con la necesidad de llevarse todo el botín para clasificar.


Un doblete del ariete francés André-Pierre Gignac (23’ y 74’), además de otro tanto del brasileño Rafael Sobis (14’), sellaron la victoria de los felinos regiomontanos. Una semana después, los futbolistas de Ricardo Ferretti fueron eliminados en cuartos de final.


Pero antes lastimaron a ese equipo que, al igual que este martes, intentaba hilar triunfos.

Tambien te puede interesar