0 0

Sinaloa, potencialmente activo pero con rezagos laborales

Indicadores de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social establecen que un millón 291 mil 812 sinaloenses son población económicamente activa, pero sólo 496 mil 223 están afiliados al IMSS

Empleo. En Sinaloa 223 mil 522 personas son trabajadores que iniciaron por cuenta propia un negocio .

Guasave, Sin.- Sinaloa es el estado agrícola más importante de México. Adicionalmente cuenta con la segunda flota pesquera más grande del país y en industria y comercio también envuelve a un gran porcentaje de población económicamente activa. 
Sin embargo la ocupación no es garantía de buenos sueldos, tomando en cuenta el salario mínimo de 73.04 pesos que llega a obtener un trabajador, además de las prestaciones a las que debería acceder de acuerdo con la Ley Federal del Trabajo.
Estas actividades, de acuerdo con cifras de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, son realizadas por 496 mil 223 trabajadores que según esta dependencia hasta el pasado mes de septiembre se encontraban asegurados ante el IMSS.
A estos se suman los que de manera informal realizan actividades económicas.

Población 
En la distribución económica que hace la dependencia de gobierno en el segundo trimestre del 2016, de una población total de 3 millones 006 mil 803 habitantes que tiene la entidad, 763 mil 819 representa población menor de 15 años, y dos millones 242 mil 984 es población en edad de trabajar (de 15 años a más).

De los que están en edad de trabajar un millón 342 mil 407 está catalogada como población económicamente activa, de los que un millón 291 mil 812 se encuentran ocupados y 50 mil 595 están desocupados.
Los trabajadores de Sinaloa que se encuentran ocupados están representados por 937 mil 162 que son asalariados; 223 mil 522 que son trabajadores por cuenta propia, 82 mil 445 son empleadores y 48 mil 683 son ocupados pero no tienen pago, entre otros. En cambio establece que 900 mil 577 son población económicamente inactiva.

Empleador 
José Luis Osuna es propietario de una tienda de ropa para la cual mantiene un empleado y que en diciembre llega a contratar a dos más. 
Como microempresario observa muchos aspectos difíciles, entre ellos el poder cumplirle a su trabajador, porque además de tener que pagar seguro debe cumplir con impuestos, energía eléctrica, agua, renta del local, entre otros gastos.
“Tenemos muchos años en este negocio y poco a poco la llevamos con temporadas buenas y hacemos el colchoncito, sacando saldos para tratar de comprar mercancía para temporada que viene y así es esto, en el negocio hay altibajos y no nada más este, en cualquier tipo de negocios los tenemos”, detalla.

En 28 años que lleva con su negocio se ha percatado de que los meses de septiembre y octubre resultan ser los más difíciles, pues los clientes tienen que cumplir con gastos de la familia y a esto se suma la falta de circulante que redunda en la falta de más empleos y la falta de actividad en el campo, donde se genera la principal actividad económica de la entidad.
Para mantener su negocio tiene que poner en práctica estrategias de ahorro de energía, agua, hacer ofertas en mercancías y privilegiar la atención al cliente, así su empresa se mantiene vigente y con ello los empleos que genera.

Definición  
La Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo de INEGI establece que en Sinaloa las actividades agropecuarias son realizadas por 209 mil 482 habitantes, de los cuales el 86.4 por ciento son hombres y 13.6 por ciento mujeres.
La industria manufacturera ocupa a 130 mil 498, siendo  61.1 por ciento hombres y 38.9 por ciento mujeres.
En la construcción se emplean 109 mil 976, de los cuales el 96.7 por ciento son hombres y 3.3 por ciento mujeres.
En transportes y comunicaciones se desempeñan 50 mil 232 ciudadanos, de los que el 80.4 por ciento son hombres y 19.6 por ciento mujeres.

Dificultades 
Dorian Flores, propietaria de una tienda de ropa y calzado, considera que el trabajo en equipo que en familia decidieron emprender es lo que ha logrado la subsistencia de este negocio que da empleo a alrededor de ocho personas y que en temporadas de altas ventas como fin de año se llega a duplicar en las cuatro sucursales que ahora tienen.
Hace 16 años tuvieron la idea de iniciar en un pequeño local la venta de ropa y calzado para el cual consideraron que debían estar bien organizados.

Considera que en la actualidad es difícil conseguir muchachas para que atiendan a sus clientes y lo atribuye a una apatía generalizada que hay en las jóvenes por trabajar, aun cuando tienen necesidad.
“Mis trabajadoras están aseguradas y necesidad de trabajo hay y mucha pero vemos que las muchachas  quieren sueldos de dueños, a veces quieren ganar más que uno, entran y ya quieren poner su día de descanso, su sueldo, todo y no quieren trabajar, sinceramente y no soy yo, créeme que en la tienda que preguntes estamos batallando para conseguir empleadas”, expone.

Al inicio abrir un nuevo negocio fue como en todos lados, con dudas y miedo, pero luego pensaron en el dicho de “el que no arriesga no gana”, comenta la microempresaria.
Dorian Flores es parte de las 269 mil 234 personas que en Sinaloa participan en actividades del comercio. Aquí el 53.5 por ciento está representado  por  mujeres  y  el 46.5  por  ciento  por  hombres.

En gobierno y organismos internacionales trabajan 58 mil 585 personas, siendo hombres en su mayoría, con 67.8 por ciento, contra 32.2 por ciento que son mujeres.
En otros servicios esta encuesta nacional ubica a 441 mil 708 personas, siendo mayormente mujeres con 54.4 por ciento, y 45.6 por ciento hombres.

Incorporación al IMSS podría ser menor

Luis Antonio López Quiñónez, presidente de Canacintra delegación Guasave, mencionó que con el nuevo régimen que está implementando el gobierno federal de incorporar a los empleados al IMSS aparece un incremento en el número de empleos pero no quiere decir que estén siendo generados hoy en día.

“Nosotros como empresarios a veces damos el visto bueno del reporte que se hace de tal número de empleos que se registraron en el Instituto Mexicano del Seguro Social, pero a veces son empleados que ya estaban y no estaban afiliados”, explicó.
“Mínimo el 20 o 25 por ciento de los afiliados que están ingresando al se guro es gente que ya estaba empleada, son cifras que se manejan al 100 por ciento pero nosotros como empresarios nos hemos percatado de que si tenemos 100 empresas por ejemplo 20 no tenían registrados a sus empleados, sin embargo ya los registraron y eso se va tomando como al 100 por ciento de generación de empleos cuando ya estaban”.

Mencionó que de cada 10 empresas que nacen al año a la vuelta de cinco años sólo siguen fortaleciéndose tres, reduciéndose de esta manera el número de empleos generados.
Sin embargo detalló que este es un ciclo socioeconómico que siempre se ha manifestado y que existe mucho negocio informal, que es al que se busca incorporar para que estén registrados ante el IMSS.

Jornaleros en la lucha por derechos

Elías Muñoz Vega, representante de la Confederación de Trabajadores de la República Mexicana, habló de la lucha que por años ha mantenido la clase obrera para poder acceder a prestaciones que por ley se les tienen que entregar, especialmente en los trabajadores del campo.

Aunque han ganado derechos como la afiliación a la Seguridad Social o acceso a créditos para obtener una vivienda de Infonavit, el bajo salario que tienen por la clasificación en que se encuentra Sinaloa resulta casi imposible lograrlo.

“Ya hay manera de que los trabajadores del campo puedan ir amortizando aunque sea de manera temporal y es un beneficio por el cual la CTM ha estado luchando junto con el Sindicato Nacional de Trabajadores del campo”, expresó.

Tan sólo en la región de Guasave y Sinaloa anualmente  llegan a emplearse alrededor de 20 mil jornaleros en las actividades de plantación y recolección de legumbres.

Tambien te puede interesar