Niños son llevados al campo en carros ‘piratas’

Accidente en el valle agrícola evidencia que se sigue empleando mano de obra infantil en los jornales

Escuinapa, Sinaloa.-  El accidente registrado la mañana de ayer entre dos unidades que transportaban personal al campo evidenció la falta de control de las autoridades para evitar el traslado de menores a zonas agrícolas, pues cinco de los lesionados son niños.

Gilberto López Rodríguez, delegado de Vialidad y Transporte en Escuinapa, señalo que son los vehículos “piratas” los que no se apegan a los reglamentos y normas establecidas donde se prohibe la mano de obra infantil.

Indicó que el hecho viene a registrarse cuando apenas empieza el proceso de siembra de chile en la zona del valle de Escuinapa, justo también cuando no existen inspectores y agentes que regularicen los transportes en el referido tramo.

Aseguró que el camión que participó en el incidente es oficial para transporte de personal del campo y se encuentra regularizado ante Vialidad y Transporte, mientras que la camioneta pertenece a una persona que transporta jornaleros migrantes del estado de Guerrero. Estos son denominados “piratas” pues se rehusan a ser regularizados.

“Escapa de nuestras manos la revisión y regulación de vehículos ‘piratas’, en este caso a las personas que se arriesgan a transportar menores de edad, y en ese sentido hemos sido estrictos en otros años y esta temporada será igual, por lo que retomaremos como autoridad este tipo de hechos para evitar que puedan presentarse hechos lamentables.”

Señaló que las unidades oficiales ya no transportan infantes, pues las sanciones son ejemplares. El mismo conductor o dueño del vehículo ha sido concientizado y prefiere no arriesgarse por temor a perder la licencia o permiso, y por consiguiente su trabajo.

NIÑOS EN PELIGRO

David Gómez Guzmán, procurador de la Protección de Niños y Adolescentes del Desarrollo Integral de la Familia, informó que este hecho prende las alarmas, pues a pesar de que se han venido realizando operativos, no se logra erradicar la violación de los derechos de los niños.

Impulsados por sus padres, señala, se ven obligados a asistir a lugares y realizar actividades no aptas para ellos. Además, tanto en los predios como en el trayecto se pone en riesgo su integridad.

“Se ha publicado, hemos concientizado, apoyado a menores con alimentación, han hecho reuniones, hemos hecho todo, sin embargo, sigue esta situación irregular. No es fácil porque notamos que cada vez disminuye el número de menores que acuden a los campos.

“Esta situación de la violación de los derechos de salud debe ser castigada por la autoridades federales y estatales de una vez por todas y dejar de poner en riesgo a los menores.”

Aseguró que no es una situación para culpar a alguien en específico sino más bien se deben redoblar esfuerzos.

Tambien te puede interesar