0 0

Buscaba trabajo; halló dos años de esclavitud y tortura

Después de un año, los cinco responsables de la mujer esclavizada en una lavandería de Tlalpan fueron sentenciados a 30 años de cárcel

Las marcas de la tortura.

Ciudad de México.- Orillada por la necesidad, una mujer, de la cual se desconoce su identidad solicitó empleo en un establecimiento de lavandería ubicado en la delegación de Tlalpan, en la Ciudad de México, lo que nunca imaginó es que eso sería la puerta a dos años de tortura, maltratos y esclavización.

En febrero del año 2013, mientras buscaba un ingreso de dinero, una mujer llegó a una lavandería a pedir empleo, los dueños la aceptaron dentro de la empresa, pero desde el primer día fue privada ilegalmente de su libertad, pues la encerraron y la obligaron a realizar trabajos forzados sin remuneración alguna durante dos años.

La mujer tenía marcas por todo el cuerpo.

Durante ese tiempo, sus victimarios, para que no dejara de trabajar, la golpeaban fuertemente hasta sangrar y cuando las heridas comenzaban a cicatrizar le arrancaban las costras.

Fue en abril del 2015, cuando la mujer pudo huir de la tortura, ya que quienes la mantenían cautiva se descuidaron por un momento, no colocaron bien el candado y la víctima pudo escapar.

El 21 de abril del 2015, tras su escape, la mujer estaba siendo atendida por las heridas, cuando quien le brindaba atención le recomendó denunciar lo que había vivido antes las autoridades, por lo que acudió ante el agente del Ministerio Público de la Coordinación Territorial en Tlalpan Uno, quien solicitó a un juez emitiera una orden de cateo para el domicilio donde había permanecido la afectada.

Los agentes encontraron pruebas suficientes para imputarlos. 

Luego de la denuncia, elementos de la Policía de Investigación acudieron al establecimiento y cumplimentaron la orden. Una vez ahí detectaron a los responsables y los aprehendieron para ponerlos a disposición del representante social.

Los cinco responsables de los hechos.

Hoy a más de un año de los hechos, los responsables fueron condenados a 30 años de prisión, pese a que el secretario de Trabajo y Previsión Social, Alfonso Navarrete Prida, habría declarado que podrían pasar hasta 70 años por el delito de privación ilegal de la libertad.

Los cinco responsables recibieron la sentencia hoy, misma que fue dictada por el juez 17 penal, con sede en el Reclusorio Preventivo Oriente.

 

 

Los agentes de la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México reunieron las pruebas suficientes en contra de los imputados por el delito de trata de personas agravado en su modalidad de trabajo forzado.

Los sentenciados también deberán pagar una multa individual de un millón 49 mil 250 pesos, así como el pago de 727 pesos, más lo que se acumule por vía incidental, por concepto de reparación del daño y 58 mil 491 pesos por medidas de compensación a favor de la víctima, destacó en un comunicado la dependencia capitalina.

Con información de Proceso.

Tambien te puede interesar