A las 22:30 horas la vieron por última vez

Un pueblo de 6 mil habitantes amanece con una cruel noticia que los ha conmocionado

Córdoba, Argentina.- La noche del lunes, a las 21:00 horas, Brenda Arnoletto, una joven de 24 años testigo de Jehová, salió de la vivienda que comparte con sus padres.

La casa de Brenda se encuentra en Pozo del Molle, una localidad cordobesa de Argentina. Testigos informaron a "Clarín" que a las 22:30 horas la vieron por última vez. 

Brenda tiene tres hermanos varones y mayores que ya no viven en la casa paterna, y uno de ellos declaró: 

“Salió a caminar sola, como lo hace normalmente. Aunque a veces iba acompañada de su perro, pero en esta oportunidad no fue así. Fue a un sector que es muy transitado. Por eso nos llama la atención que nadie haya visto o escuchado nada.”

Foto: Facebook

Sus padres esperaron que regresara a casa, pero como no llegó se fueron a dormir cerca de las 23:00 horas pues como tenían plena confianza en ella, pensaron que había ido a la casa de una amiga. 

La mañana de este martes, se levantaron y notaron que no había regresado, se preocuparon y avisaron a la Policía.

Pero para entonces, el cadáver de Brenda había sido hallado. El cuerpo estaba en una obra abandonada, donde solo hay cimientos de dos paredes y sin techo.
Agentes de la Policía dijeron que el lugar se encuentra a unas seis cuadras de la comisaría local.

Informaron también que la joven tenía signos de haber sido abusada sexualmente.

Foto: Facebook Bren Arnoletto

"Clarín" publicó que investigan la computadora y el celular de la joven, que fue encontrado en su casa; así como sus vínculos y las cámaras de seguridad de casi toda la localidad cordobesa Pozo del Molle. 

Sus amigos y conocidos la describieron como una persona "muy buena y respetuosa".

Agentes de la Policía refirieron que la chica presentó golpes en las piernas y los brazos "como si la hubieran arrastrado".

Tambien te puede interesar