0 0

Así ataca la enfermedad más rara del mundo

¿Has sentido que estás muerto, o que incluso no existes? puede que padezcas el Síndrome de Cotard

Síndrome de Cotard. Foto: Play Ground

El Síndrome de Cotard, también conocido como delirio de negación, es un trastorno mental extremadamente raro donde el afectado cree estar muerto y que sus órganos se están pudriendo.

Según información de Muy Interesante, en 1880, el neurólogo Jules Cotard, describió esta condición como "el delirio de negación", tratándose de un síndrome psiquiátrico de severidad variada.

Jules Cotard

Así funciona

Un caso leve de esto se caracteriza por el desamparo y el auto-odio, mientras que al presentarse de manera más intensa, se manifiestan intensos delirios de negación y depresión psiquiátrica crónica.

Uno de los casos más sonados documentados por Cotard fue el de una mujer que negaba la existencia de partes de su cuerpo, su necesidad de comer y decía estar condenada para la eternidad, por lo que no podría sufrir una muerte natural, falleciendo debido a la falta de comer.

Ha sido calificada como "la enfermedad más rara del mundo"

Los principales síntomas del Síndrome de Cotard también llegan a incluir la alucinación de pensar que uno no existe como persona, que está en estado de putrefacción y pensar que no tiene órganos internos.

Esta distorsión de la realidad es provocada por un mal funcionamiento del área cerebral llamada giro fusiforme, encargada de reconocer los rostros, y también de la amígdala, un grupo de neuronas que procesa las emociones. La combinación resulta en una falta de reconocimiento al mirar caras familiares (incluyendo la propia).

Hasta nuestros días, los científicos no han encontrado una cura para la causa de este síndrome, por lo tanto los tratamientos, entre los que se incluyen antidepresivos, antipsicóticos y terapias, son para combatir los síntomas.

Jules Cotard

Estudió medicina en París, y después trabajó como interno en el Hospice de la Salpêtrière donde trabajó para Jean-Martin Charcot. Allí se interesó por los accidentes cerebrovasculares y sus consecuencias, practicando autopsias para entender el efecto el cerebro.

En 1869 Cotard salió de la Salpêtrière y se incorporó al regimiento de infantería, al comienzo de la guerra Franco-Prusiana, como cirujano de infantería.

Se mudó a Vanves en 1874, donde quedó por los últimos 15 años de su vida. Allí, hizo contribuciones importantes a las comprensión de la diabetes y delusiones (ideas deliriantes).

En agosto de 1889 la hija de Cotard contrajo la difteria. Él se negó a irse de su lado por 15 días. La hija de Cotard se recuperó, pero Cotard se contagió de la misma enfermedad y falleció el 19 de agosto de 1889.

Con información de Muy Interesante

Tambien te puede interesar