Noticias

Iglesia chilena dice salida de Ezzati es ocasión para "abrir nuevos caminos"

El papa Francisco aceptó este sábado la renuncia de Ezzati, un influyente arzobispo muy cuestionado en Chile, donde está imputado por el presunto encubrimiento de casos de abusos sexuales

Por  EFE

El Cardenal Ricardo Ezzati (L) con el Papa Francisco (R) llega para una sesión de la reunión de dos semanas de obispos sobre asuntos familiares, en la Ciudad del Vaticano, Vaticano, 05 de octubre de 2015 (publicado nuevamente el 23 de marzo de 2019)(EFE, EPA/ANSA)

El Cardenal Ricardo Ezzati (L) con el Papa Francisco (R) llega para una sesión de la reunión de dos semanas de obispos sobre asuntos familiares, en la Ciudad del Vaticano, Vaticano, 05 de octubre de 2015 (publicado nuevamente el 23 de marzo de 2019) | EFE, EPA/ANSA

Santiago de Chile.- La Conferencia Episcopal de Chile (CECh) afirmó este sábado que la renuncia del arzobispo de Santiago de Chile, Ricardo Ezzati, aceptada por el papa Francisco, es ocasión para "corregir" y "abrir nuevos caminos" en la Iglesia chilena, golpeada por los abusos sexuales cometidos por miembros del clero.

"Cada situación que Dios va poniendo es una oportunidad siempre para corregir, enmendar, reparar y también para abrir nuevos caminos", dijo a radio Cooperativa el portavoz de la CECh, Jaime Coiro.

El papa Francisco aceptó este sábado la renuncia de Ezzati, un influyente arzobispo muy cuestionado en Chile, donde está imputado por el presunto encubrimiento de casos de abusos sexuales.

La justicia chilena rechazó este viernes la petición de sobreseimiento definitivo presentado por la defensa del arzobispo en la investigación sobre su participación como encubridor en tres casos de abusos sexuales cometidos por religiosos.

Jaime Coiro aseguró que la decisión del pontífice no tiene ninguna relación con los últimos acontecimientos en el ámbito judicial.

"El Vaticano y el papa siguen con preocupación e interés las noticias de Chile, pero un nombramiento así no se decide esperando un sobreseimiento que se conoce a media mañana, esto venía en proceso los últimos días", manifestó.

El portavoz episcopal recordó que Ezzati, de 77 años, había presentado su renuncia a Francisco por motivos de edad a los 75, aunque el papa había postergado la decisión hasta ahora.

Coiro consideró que más allá de los nombramientos en los puestos de jerarquía de la Iglesia chilena, la prioridad ahora para encarar la "crisis" es que la Justicia siga adelante con las investigaciones de las denuncias de abusos.

"Que se esclarezca la verdad, se castigue a los responsables y toda la Iglesia haga la debida reparación de las víctimas, independientemente de quien esté a cargo de la jurisdicción", afirmó.

Juan Carlos Cruz, una de las víctimas de abusos del sacerdote Fernando Karadima y que ha sido muy crítico con el papel de Ezzati, celebró su salida en su cuenta de Twitter y expresó su deseo de que el arzobispo "y su banda" respondan ante la justicia "antes de escapar del país".

En el lugar del cardenal Ezzati, el papa Francisco nombró como administrador apostólico en "sede vacante" a monseñor Celestino Aós Braco, hasta ahora obispo de Copiapó (norte).

La Fiscalía Nacional de Chile investiga a 219 religiosos chilenos en 158 casos de abusos sexuales contra 241 víctimas, de las cuales 123 eran menores de edad al momento de los hechos.