Opinión

Falta atención

Por: El Debate

Las deficiencias de los programas de vigilancia en los campos pesqueros son uno de los problemas más serios que enfrenta la industria camaronera. Durante los periodos de veda paran labores cientos de barcos de altamar, también los cooperativistas de aguas interiores, pero no los changueros. Durante prácticamente todo el año, con o sin veda, el camarón fresco se ofrece, sobre todo en las proximidades de los campos pesqueros. En Escuinapa esto es muy evidente. Basta con preguntar y pronto habrá alguien que dirá dónde venden el producto. Y hasta te dicen que es de estero, no de granja. Los mismos cooperativistas, que se suman a las labores de vigilancia, lo han denunciado año con año, pero no tiene la facultad de hacer detenciones, solo llaman a la autoridad, que casi nunca llega a tiempo. Ahora autovedarse para dar tiempo al crecimiento del camarón, no es opción.

Temas

  • Opinión Mazatlán

Te Recomendamos

Comentarios