publicidad
Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Asesinan a comandante de PME de El Fuerte

CULIACÁN

Culiacán.- Un comandante de la Policía Ministerial asignado al municipio de El Fuerte fue asesinado a balazos frente a su familia en el Desarrollo Urbano Tres Ríos.

El policía acribillado se llamaba Jairo Román Bueno, tenía 42 años y vivía en el fraccionamiento Santa Fe de esta ciudad.

El crimen. Esta persona viajaba en un automóvil Toyota Corolla color Azul marino, con placas VNL-2962 de Sinaloa.

Lo acompañaban su esposa y sus dos hijos menores.

Circulaban por el bulevar Rotarismo de sur a norte y al llegar al bulevar Enrique Cabrera, a un lado del estadio Banorte, detuvo la marcha en el semáforo.

En ese momento se acercaron varios sujetos encapuchados al auto y le dijeron a la mujer y a los dos niños que descendieran del auto y a él le dijeron que se quedara arriba.

En cuanto su familia bajó de la unidad, los sicarios rafaguearon el automóvil desde el frente, acribillando así al comandante.

Los responsables se dieron a la fuga al parecer a bordo de dos unidades.

El policía quedó muerto en el asiento del conductor.

Frente al auto quedaron regados en el pavimento 27 casquillos de calibre 7.62x39, de rifle AK-47 ("Cuerno de chivo").

Las pesquisas. En pocos minutos arribaron al lugar decenas de elementos de distinta corporaciones policiacas.

Los ministeriales acordonaron la zona con cinta amarilla para proteger las evidencias.

Agentes investigadores platicaron con los familiares mientras trataban de tranquilizarlos por la pérdida del ser querido y compañero de trabajo de ellos.

Un agente del Ministerio Público del fuero común especializado en investigar homicidios dolosos dio fe del hecho e inició el expediente del caso.

Por su parte los peritos de la Procuraduría de Justicia estatal recabaron los indicios, entre ellos los casquillos.

Presencia. Una media hora después del crimen, arribó al lugar el director de la Policía Ministerial, Jesús Antonio Aguilar Íñiguez, junto con el subdirector Martiniano Vizcarra Burgos, para platicar con los familiares y comprometerse a resolver el crimen.

El jefe policiaco giró instrucciones a los investigadores para que agilizaran las pesquisas.