Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
Culiacán

Camiones urbanos deberán contar con videocámaras

 Concesionarios del transporte solicitan el apoyo gubernamental para la compra de los equipos de vigilancia

Por: María Elizalde

Usuarios utilizan el transporte público urbano. Foto: EL DEBATE

Usuarios utilizan el transporte público urbano. Foto: EL DEBATE

Culiacán, Sinaloa.- A raíz de que han ocurrido distintos incidentes en transportes urbanos, y no ha quedado evidencia de cómo ocurren los hechos, buscan que las unidades cuenten con sistema de videovigilancia.

Funcionarios de la Dirección de Vialidad y Transporte se han reunido con los concesionarios transportistas para externarles que deberán instalar en sus unidades cámaras de seguridad, que serán conectadas al Centro Estatal de Comando, Control, Comunicaciones , Cómputo e Inteligencia (C4) y así poder monitorear el parque vehicular para actuar a tiempo ante cualquier hecho delictivo que se pueda cometer, desde asaltos, hasta homicidios.

Guillermo Haro, director de Vialidad y Transporte, dio a conocer que esta medida fue propuesta al aprobarse el aumento a mediados del 2017.

Esta estrategia de seguridad representará un gasto para la actual administración, ya que los concesionarios han solicitado el apoyo para poder aplicarla, por lo que se encuentran planteando el proyecto y definiendo cuánto recurso se requiere.

Por su parte, los transportistas destacan que el incremento al combustible no les permitiría hacer la compra de los equipos, por lo que en su propuesta está que si la administración no les proporciona los equipos han solicitado se les entreguen créditos accesibles que puedan ir pagando.

La adquisición de unidades nuevas, con el fin de remodelar el parque vehicular, fue otro de los cambios que deberán realizar los concesionarios; sin embargo, los transportistas señalan que el cambio constante del dólar les afecta, ya que estas son pagadas en dólares, y en caso de alguna falla que se les presente sus refacciones deben ser compradas en Estados Unidos, motivo por el que consideran que este cambio de unidades deberá ser paulatinamente, de acuerdo con las posibilidades de cada concesionario.

“El incremento al combustible y al dólar nos está afectando mucho”, explicó el transportista Martín Félix. 

Sin apoyo a partidos

Los transportistas han acordado no apoyar a ningún partido en este proceso electoral, debido a las agresiones que recibieron en el 2016, cuando se elegiría a diputados locales, alcaldes y gobernador. 

Entre las agresiones que recibieron fueron disparos, pedradas y asaltos a las unidades, poniendo en riesgo la integridad de los usuarios y choferes; por lo que consideran que no es apropiado manifestar su apoyo a algún partido o candidato, ya que evitarán arriesgarse a ser víctimas de actos vandálicos.

En esta nota: