Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Cobra cientos de vidas pobre educación vial

CULIACÁN

Culiacán, Sin.- Tania decidió dejar que alguien que sabe conducir le dijera cómo hacerlo; conoció lo básico de las reglas viales para ser mejor conductora y pasajera.

La propia impaciencia de otros conductores para enseñarle y la intención que lo hiciera alguien capacitado la llevó a hacerlo.

"Es más fácil que te enseñe un experto que tiene más paciencia y conocimiento, que un familiar", dice la joven de 27 años.

Pero no pasa así con la mayoría de los ciudadanos, quienes ante una deficiente política de gobierno, siguen provocando miles de accidentes diarios y muriendo cientos de personas.

Sinaloa es el estado donde más personas mueren en accidentes de tránsito del país, por cada 100 mil habitantes, según estadísticas del mismo gobierno con su diagnóstico titulado Situación de la Seguridad Vial México 2013.

Y en los últimos años ha ocupado los cinco primeros lugares, de acuerdo a este diagnóstico.

Al Gobierno del Estado no le ha interesado invertir recursos a este tema. Ha gastado más en servicios de telefonía celular, que en educación vial. Durante tres años de la administración de Mario López Valdez se han "invertido" 7 millones 210 mil pesos en telefonía.

Concreto. El ejemplo está en que varios proyectos para llevar la educación vial a las aulas de clases han sido presentados a la Secretaría General de Gobierno desde junio de 2011, y no han sido ni siquiera contemplados.

El Programa Estatal de Educación Vial Coordinación con el sector Educativo, hasta hoy sólo quedó en papel.

La idea de ir con los niños de las escuelas para formar a mejores conductores y pasajeros no ha sido apoyada.

Este proyecto que fue analizado por EL DEBATE presenta un diagnóstico real del contexto de fallecidos y lesionados, y propone una estrategia para ir a las nuevas generaciones.

El plan presentado por el departamento de Educación Vial de la Dirección de Vialidad y Transportes propone llevar cinco horas semestralmente a todas las escuelas primarias (inicialmente en Culiacán y Guasave), como una forma de construir una nueva cultura y reducir los factores de riesgo de los accidentes. De la misma forma, incluir programas de educación vial en los planes de estudio, que incluyan la producción y distribución de material didáctico con temas en todos los planteles.

Para esto se propone firmar convenios con todos los ayuntamientos a fin de que participen con personal capacitado, para llegar a los más de 65 mil estudiantes que hay en Culiacán y Guasave.

Y las predicciones no son halagadoras. De acuerdo al Banco Mundial, las muertes por accidentes de tránsito aumentarán dos terceras partes para 2020, de no hacer acciones efectivas desde el gobierno.

En este plan elaborado por el comandante retirado con 28 años de carrera y hoy jefe del departamento, Jorge Echegaray González, se incluye un anexo de propuesta de inversión, el cual tampoco fue aceptado.

Los costos. Incluir uniformes, comprar mobiliario, equipo de cómputo, un vehículo y pagarle a un supervisor, se ocuparían 787 mil pesos, llevando a todas las escuelas de los municipios antes mencionados.

Llevarlo a todo el estado constaría 3 millones 561 mil pesos en un año; menos que pagar las facturas de teléfonos celulares del gobierno.

De la poca inversión, está que el gobierno invirtió 62 mil pesos en la última Semana Nacional de Seguridad y Educación Vial, que se fueron en gasto corriente, es decir, en la renta de sonido, gasolina, mantas, agua y mobiliario.

Realidad. La falta de educación vial sigue teniendo costos muy altos: más de 600 muertos por año, 7 mil lesionados y perdidas de más de 100 millones en daños materiales al año.

Durante 2013, el Sistema Estatal de Seguridad Pública (SESP) reportó en 105 millones 665 mil pesos los daños materiales ocasionados por los accidentes.

De este desglose ese año, 477 personas fallecieron en caminos y carreteras estatales, dejando luto en cientos de hogares. Considerando las cifras totales, la Procuraduría reconoce 614 decesos en todo el estado.

En 2012, 431 fueron en carreteras estatales o en ciudades, y 169 en los caminos federales, siendo 600 muertos.

La falta de educación vial provoca cientos de lesionados y atropellados. Sólo en el año pasado, en Sinaloa, 582 peatones fueron embestidos por un vehículo.

En la estadística elaborada por el SESP, habla que 2013, los 7 mil 500 accidentes provocaron 7 mil 100 personas lesionadas por estas causas.

Reacción. El jefe del departamento de Educación Vial, Jorge Echegaray González, reconoce que la poca educación provoca muchas muertes.

Admite que se trata de un asunto generacional, por lo que educar a los niños recobra aún más importancia. "Y si no quieren, nada más que nos den permiso y nosotros y les damos clases", asentó.

Permisos. De esta realidad, para obtener una licencia de manejo en Sinaloa, el proceso deja candados abiertos.

EL DEBATE publicó el 14 de mayo de 2013, cómo con el pago de 600 pesos es obtenido el examen práctico firmado y sellado por un agente.

La modalidad del examen teórico aplicado desde 2011, consiste en aprender una Guía de Estudio de 37 páginas y obtener un resultado mínimo de 80 por ciento de aciertos para acreditarlo.

Hacer este examen que consta de preguntas de opción múltiple, no lleva el requisito de identificar plenamente al aspirante con fotografías para evitar que alguien más pudiera hacerlo y aprobarlo.