Culiacán

Coepriss clausura clínicas que aplican ácido hialurónico

Alan Urbina Vidales, titular de la dependencia, señala que detectaron centros de belleza que aplicaban esta sustancia, la cual no está permitida

Por  María Elizalde

Coepriss clausura clínicas que aplican ácido hialurónico(Foto: Cortesía)

Coepriss clausura clínicas que aplican ácido hialurónico | Foto: Cortesía

Culiacán, Sinaloa.- La Comisión Estatal para la Protección contra Riesgos Sanitarios de Sinaloa (Coepriss) emitió una alerta a la ciudadanía para evitar que se aplique ácido hialurónico, ya que su uso no está permitido para las autoridades de Salud. 

En Sinaloa se hizo el decomiso de esta sustancia en algunas clínicas de belleza que ofrecían la aplicación con el fin de reducir las arrugas de algunas partes del rostro; también se realizó la clausura de algunas que no se apegaron a la legalidad y la normatividad que señala la Secretaría de Salud. 

En lo que va del año han verificado treinta clínicas, de las cuales en diez se encontraron irregularidades, aseguró Alan Urbina Vidales, titular de Coepriss: “Se encontró irregularidades porque no está permitido que utilicen el ácido hialurónico, solamente con fines terapéuticos”, dijo el funcionario. 

AYÚDANOS Da click a la estrella de Google News y síguenos

Llamado

Al haber detectado clínicas clandestinas que realizan procedimientos de belleza, como cirugías estéticas, la Secretaría de Salud exhortó a la población a que verifique estos lugares antes de entrar a quirófano o aplicarse alguna sustancia como parte de un tratamiento de belleza.

Efrén Encinas Torres señaló que estos lugares en su mayoría no cuentan con el equipamiento suficiente para atender una situación de emergencia que se presente durante la intervención, así como en algunos casos los médicos no se han especializado en cirugía plástica, lo que expone aun más a la persona.

Redes sociales

A través de las redes sociales se ha detectado que médicos ofrecen cirugías, como liposucción, por un costo de 8 mil pesos; mientras que estas en el sector privado oscilan entre los 35 y los 40 mil pesos, sin contar los gastos hospitalarios.

Asimismo, se ofrece el aumento de busto y glúteo por un bajo costo, señalando el sector de la salud que se pone en duda la seriedad de quienes ofrecen estos tratamientos, recomendando que revisen que estos centros cuenten con la normatividad que exige la Secretaría de Salud y la cédula profesional del médico. 

El funcionario estatal explicó que toda intervención puede tener reacciones colaterales, por lo que exhorta a la ciudadanía a que denuncie en caso de detectar un centro clandestino, en especial a las mujeres, quienes más recurren a estas prácticas, para que de manera inmediata se realicen las investigaciones y se lleve a cabo la clausura del lugar.