Culiacán

Conductores continúan sin utilizar las sillas para niños

CULIACÁN
Avatar del

Por: Angelina Corral

Culiacán, Sinaloa.- A dos años de haber entrado en vigor la modificación a la ley de tránsito que exige la utilización de sillas especiales para menores de 12 años, a la fecha, entre un 60 y 70 y por ciento de las familias no las usan, reconoció el titular de la Secretaría de Seguridad Pública y Tránsito Municipal, Héctor Raúl Benítez.

Una de las razones para no haber equipado las unidades con estas sillas es el factor económico, ya que cuestan caras y están fuera del alcance del presupuesto de algunas personas, comentó Héctor Raúl Benítez Verdugo.

Prevención. Con la finalidad de resguardar a los niños de familias de bajos recursos mientras son trasladados a las guarderías o centros educativos, el Ayuntamiento de Culiacán, en coordinación con la empresa Seginex, invita a todos aquellos ciudadanos que tengan una de estas sillas de seguridad, ya sea nuevas o usadas, para que las donen.

En la actualidad se realiza una campaña de concientización con los conductores, pero cuando se haga el relanzamiento del programa Juntos Ponemos Orden, el uso de la silla será obligatorio y quienes no la utilicen serán sancionados, dijo el titular de Seguridad Pública Municipal.

Donaciones. Hasta la mañana de ayer, ya se tenían 40 sillas para automóviles que habían sido donadas y serían entregadas en las colonias populares y a personas que tengan unidades de modelo viejo, dijo el alcalde, Sergio Torres Félix.

El primer edil indicó que en el programa de Subsemun no vienen recursos etiquetados para la adquisición de estos artículos, pero más adelante se buscará la forma de poder comprarlos para donarlos.

Actualmente señaló que se está utilizando el criterio y si es detenido un conductor de bajos recursos que no cuenta con la silla, no es multado, sólo se le invita a que haga el esfuerzo de comprarla. A los que sí se les está sancionando es a aquellas personas que andan en camioneta de lujo y que son pudientes, entonces sí se le hace la multa porque no cumple el reglamento porque no quiere.

En su vehículo viejo, casi 'chatarra', anda María Carrancio y sus dos hijos, estos últimos viajan en el asiento trasero y sentados de forma normal. De acuerdo a María, ella no ha podido adquirir las sillas especiales porque no ha tenido recursos, ya que tendría que gastar alrededor de 3 mil pesos. En la actualidad, dijo, ni en sueños puede comprarlos, sobre todo porque están en puerta los gastos de los útiles escolares.

Costo. En un recorrido por diversas tiendas del centro de la ciudad, se pudo observar que las sillas para recién nacidos o niños de meses cuestan alrededor de 800 pesos. Las más grandes valen entre 900 y mil 300. Un empleado de conocida tienda departamental dijo que son muy pocas las personas que llevan estos artículos y muestra de ello es que no tienen mucho surtido. No sólo es comprarlas, sino que se deben saber instalar, comentó.

En esta nota: