Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Instalan cajeros antiordeña

CULIACÁN

Culiacán, Sin.-Aún sin saber cuánto representará monetariamente para el erario, el Gobierno del Estado ha empezado con la instalación de cinco nuevos cajeros automáticos de expedición de documentos, propiedad de una empresa privada.

El subsecretario de Normatividad del estado, Bernardo Cárdenas Soto, quien admitió que el estado no cuenta con dinero etiquetado para ello, admitió que se están en pláticas con la compañía Cifo Technologies para ver si se arrendarán o comprarán los dispositivos.

El funcionario estatal dijo no saber a cuánto ascenderá la renta de estos cajeros automáticos, tampoco si se comprarán, toda vez que el costo de cada uno de estos dispositivos automatizados, hechos en Brasil, asciende a más de un millón de pesos. "No lo tenemos definido (qué haremos) porque al final de cuentas estamos viendo con la empresa cuál sería el plan, si sería una renta mensual o de plano la adquisición".

Precisó que se tratan de cinco aparatos, de los cuales tres estarán en Culiacán, uno Los Mochis y otro en Mazatlán. En Culiacán estarán en Palacio de Gobierno, la unidad de La Campiña y la USE.

Medidas. Al asistir a una demostración en la planta baja de la Unidad Administrativa, el secretario general de Gobierno, Gerardo Vargas Landeros, destacó que mediante estos aparatos se sabrá con exactitud quién accede a ellos, evitando los robos como en el pasado.

Los documentos a los que se podrán acceder son actas de nacimiento, de defunción, de matrimonio, de divorcio y la CURP, esta última sin costo alguno. Se espera habilitarlos en futuro para poder pagar la tenencia en línea y poder disponer de dinero en efectivo.

La 'ordeña'. En mayo pasado, César Castro Payán, empleado de gobierno estatal, fue acusado y detenido como presunto responsable de sustraer más de un millón de pesos de estos cajeros de manera paulatina.

Tras una auditoría de la Unidad de Transparencia y una denuncia ante el Ministerio Público, este fue detenido por la procuraduría y acusado del delito de robo agravado quebrantando la confianza de relación de trabajo en agravio de Gobierno del Estado de Sinaloa, por un monto de un millón 310 mil 481 pesos.

De acuerdo a lo dicho ayer por el subsecretario, este no logró salir libre tras las imputaciones, porque no logró pagar la fianza fijada. "Él está dentro (de la cárcel)".