Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Muerte de Alexia Marisol se pudo haber evitado

CRIMEN

María Guadalupe Aispuro.

Culiacánm Sin.- La vivienda donde vivía Alexia Marisol, menor que murió a golpes por su padrastro, hoy luce desolada.

Ya no se ven jugar a sus amigos frente a su casa.

Vecinos recuerdan con tristeza la tragedia ocurrida el 22 de enero pasado en el domicilio marcado con el número 5645 de la calle Aneto, en el fraccionamiento Alturas del Sur.

Parecía una familia normal. Una de las vecinas comentó que en un par de ocasiones, cuando discutía la pareja, los gritos se escuchaban a varias casas de distancia.

También dijo que se rumoraba que Germán Martínez Rodríguez maltrataba a la menor.

Otro vecino señaló que nadie se atrevía a intervenir cuando se daban los pleitos, por evitarse problemas.

Un día —señalan— acudió a la casa Martina Elenes Cota, abuela de Alexia, en compañía de policías preventivos.

La señora quería que le dieran a su nieta para que no la siguieran maltratando.

En esa ocasión, Elenes Cota sufrió una crisis de nervios, ante la impotencia de no poder llevarse a la niña.

Unas personas se acomidieron y le ofrecieron una silla para sentarse, y un poco de agua para que se tranquilizara.

Los vecinos contaron que en dos ocasiones, personal del DIF acudió al domicilio para atender la denuncia de maltrato hacia la niña.

Las diligencias no se concretaron y la tragedia sucedió.

El pasado 22 de enero, tras recibir una golpiza, Alexia Marisol fue trasladada al Hospital General, donde falleció.

La persona que la llevó al nosocomio hizo referencia de que la niña estaba enferma.

Los moretones en su cuerpo y algunos señalamientos de familiares cercanos a la pareja, hicieron que las autoridades procedieran a realizarle la autopsia a los restos de Alexia.

La necropsia reveló que la niña presentaba lesiones que le habían provocado una hemorragia interna, misma que le causó un shock hipovolémico, el cual posteriormente le ocasionó la muerte.

María Yolanda Molina Sauceda, hermana del padre biológico de Alexia Marisol, señaló que ellos habían sido informados sobre las lesiones que había presentado la menor, pero que estaba bien.

Tiempo después se enteraron que ella había fallecido, pero no les querían decir la causa.

En su momento, la familia paterna manifestó que no se les hacía justo que la madre no hubiera protegido a la niña de las agresiones y, por lo tanto, exigieron justicia y que se castigara al responsable de los hechos.

Diligencias. Hada Lilia Medina Pacheco, procuradora del DIF Culiacán, señaló que en sus archivos se encontraba registrado que se atendió de manera inicial a María Guadalupe Aispuro Elenes, madre de la menor, el 18 de abril de 2013.

Aispuro Elenes denunció que su mamá, Martina Elenes Cota, no le quería entregar a su hija, quien en ese momento contaba con un año.

La dependencia procedió a citar a la abuela de Alexia para tratar de llegar a una conciliación en cuanto al problema de familia que estaban viviendo.

La señora Martina hizo caso omiso al citatorio, al cual acudió únicamente María Guadalupe, quien manifestó que su madre ya le había regresado a la niña.

Más tarde, en el mes de julio del mismo año, Martina Elenes Cota acudió al DIF para indicar que ella ya no le iba ayudar a su hija con su nieta porque tenía problemas de salud.

Hada Lilia Medina Pacheco informó que en ningún momento recibió una denuncia en la cual se le informara sobre algún tipo de maltrato hacia Alexia Marisol, por lo que sólo se le dio atención a la madre de la menor, quien les informó que su mamá no le quería regresar a su hija.

Tras comprobarse que la menor murió a golpes, su madre y el padrastro, Germán Martínez Rodríguez, fueron encarcelados y siguen enfrentando el proceso penal, en espera de una sentencia acusados del delito de homicidio doloso.