Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

"No saqué las prácticas del pasado"

ENTREVISTA

Culiacán, Sin.- Es un personaje de referencia en el priismo sinaloense. A sus 70 años, Jesús Enrique Hernández Chávez está lejos de jubilarse de la política. Dice que tiene la energía que le falta a muchos jóvenes. Los 50 años en el servicio público le han enseñado a esquivar las críticas. No hay nerviosismo pero sí suspicacia: ¿para qué la entrevista?, ¿de qué me van a preguntar? Invitado a las instalaciones de esta casa editorial, el líder de la bancada del PRI en el Congreso del Estado responde a los cuestionamientos de los editores en jefe de las cinco plazas de EL DEBATE.

En la elección del auditor se dice que hubo 'dedazo'...

—Las críticas se tienen porque siempre que se trata de elegir a alguna persona para cualquier cargo, hay otros que no quedan conformes. Sin embargo, es importante puntualizar que este fue un proceso impecable, apegado estrictamente a lo que la ley señala. Se lanzó una convocatoria pública, a la que se le dio difusión en todos los municipios del estado, con el propósito de que la sociedad sintiera que se le estaba convocando.

¿No es raro que todos se pusieran de acuerdo y desde el principio se sabía que quedaría Antonio Vega Gaxiola?

—¿Y ustedes saben lo que implica ponerse de acuerdo con diputadas y diputados de siete corrientes políticas diferentes? En ningún estado del país, me atrevo a afirmar, se puede dar un procedimiento tan transparente, con un talento político de los coordinadores de los grupos y de los diputados como el que se llevó a cabo en Sinaloa. Porque, con el derecho de réplica que tengo porque el editorial de EL DEBATE consigna unas reflexiones respetables, yo les digo que Jesús Enrique Hernández Chávez no sacó las prácticas del pasado, mucho menos para aplicarlas en un procedimiento donde está una pluralidad, que solamente con un diálogo intenso, con pláticas, con convencimientos, con talento, con cabildeo, se puede conciliar. Es una práctica moderna, a diferencia de lo que dice el editorial, práctica moderna de avanzada, porque nosotros estamos convencidos de que, lejos de enfrentarnos y perder el tiempo en diferencias que luego demoran los resultados que la sociedad está demandando.

¿Qué responde ante las críticas de que esta fue una decisión del Ejecutivo?

—Pero no tiene facultades para hacerlo.

<iframe width="420" height="315" src="//www.youtube.com/embed/GIgtkBOuWqY?rel=0" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

 

En el papel no las tiene, pero muchos piensan que sí...

—Bueno, por eso, piensan que sí, pero a ver, ayúdenme ustedes también en la respuesta, ¿a quién le va a dar indicaciones el Ejecutivo?

 

A los diputados...

—¿A los diputados?, pero si somos siete grupos diferentes.

 

O a sus coordinadores...

—El Ejecutivo del estado llega al poder como parte de una coalición en donde no está mi partido político, ¿a título de qué o bajo qué procedimiento va a dar indicaciones a mi grupo?

¿Está a favor de las candidaturas independientes y de la reelección?

—Les voy a decir algo, pero en serio no me lo tomen a mal. El tema de la reelección legislativa y de alcaldes, hace 25 años lo planteé en una reunión regional del Comité Ejecutivo Nacional.

Está muy lenta la democracia del país.

 

Y en ese entonces, ¿qué le dijeron?

—Pues imagínate cómo, me voltearon a ver la cara, ¡qué le pasó!, ¡cómo vamos a atentar contra el principio "Sufragio efectivo, no reelección" consignado después del proceso revolucionario! Me querían calificar de hereje.

Pero el principio "Sufragio efectivo, no reelección" tiene aplicación en estos tiempos.

El sufragio efectivo cambia radicalmente su concepción desde el momento en que ciudadanizan los órganos electorales, porque antes calificábamos en la Cámara los grupos, y ¡el PRI calificaba las elecciones!

Necesitamos profesionalizar la tarea legislativa y la tarea pública. Y yo digo, de broma, sin que haya reelección llevo cuatro diputaciones, imagínense ahora que haya.

 

Si el partido le ofrece una candidatura, ¿la aceptaría?

—Es que todos los que estamos en esta actividad atendemos el llamado del partido. Lo atendí yo para irme de delegado general del PRI en San Luis Potosí. Estaba pintado el mapa de azul cuando llegué: "¿Qué vas a hacer en San Luis? Ahí vas a perder las posiciones", pues fíjese que no, se pintó de rojo casi todo el estado. Luego me mandan aquí y ganamos 15 de 18 presidencias municipales, y ganamos la mayoría, no por mí, sino porque hay un partido organizado, comprometido, donde cada sector, cada organización juega su rol. Me ha tocado esa oportunidad de la vida, muy afortunada, de dar resultados.

¿No quiere jubilarse de la política?

—Bueno, es que yo ya había hecho un paréntesis pensando que así sería, y me vuelven a llamar, me vuelven a convocar. Esto es como ustedes, ustedes van a ser periodistas hasta que se mueran.

¿Tiene alguna aspiración a la gubernatura?

—Yo les digo a ustedes que considero que para una candidatura tan importante, como es la gubernatura, yo ya tuve mi espacio y mi momento. Ahora me pronunciaría porque se abrieran espacios a gente nueva, con proyección y aspiraciones.

Señor, díganos lo primero que se le venga a la mente al mencionarle tres nombres:

1.- Aarón Irízar.

—Senador de la República.

 

2.- Heriberto Galindo.

—Son sinaloenses muy distinguidos, muy destacados y muy valiosos.

3.- Vizcarra.

—Todos ellos.

 

Pero no me dijo qué se le viene a la mente, ¿en lo general es lo mismo para los tres?

—Bueno, se me vendría a la mente que…, pues dos de ellos están respetuosamente trabajando en proyectos políticos, y el otro, por su propia voluntad, dice que no participará.

 

¿Usted sí le cree a Vizcarra de que no quiera competir?

—Él lo está expresando, él lo dice, y quiero pensar que es un hombre serio, que no está jugando con el tema. Le está yendo muy bien en sus empresas, no sé si vaya a querer cambiar.

 

¿Y el PRI no lo llamaría otra vez a participar, así como a usted lo llamaron y ya pensaba retirarse?

—Nada más que la diferencia es que yo no declaré que me retiraba.

Lo que pasa es que la política apasiona cuando hay formación y deseo de servir. Conozcan a los políticos, califíquenlos y valórenlos. Se van a encontrar por ahí a uno que otro que no es igual a la percepción general que se tiene.

¿A quiénes ve compitiendo en 2016?

—Debemos estar muy atentos al 2015, porque ahí van a aparecer figuras para diputados federales que muy probablemente pudieran aparecer, sobre todo en jóvenes que no están ahorita en el escenario político relevante de la elección para gobernador para 2016.

¿De cuáles jóvenes habla?

—Los jóvenes que podrían buscar la gubernatura son: Arturo Duarte, Jesús Valdés, Sergio Torres, Juan Ernesto Millán y Francisco Labastida Gómez.

Por otro lado, con todo el respeto a estos nombres que se han estado manejando, como los que me preguntaron, no tengan ninguna duda de que en la recta final va a estar la presencia de la mujer. Y aquí tenemos por lo pronto a dos mujeres que están en puestos relevantes, con trayectoria y carrera, que son la senadora Diva Adamira Gastélum y la presidenta del partido, Martha Tamayo.

¿En qué cancha ve jugando a Malova?

—Bueno, pues no tengo una respuesta precisa porque él ha expresado su condición de gobernador ciudadano, lo que implica que no marca preferencia por partido alguno, y yo ahí sí no tendría una respuesta.

Más relajado y fuera de grabadoras, Hernández Chávez se despide y en tono de broma vuelve a sus declaraciones sobre futuras aspiraciones políticas: "Para eso sirven las cirugías plásticas".