Culiacán

Tiene sólo cuatro años y ya lucha por su vida

SINALOA

Por: Mayra Nieblas

Culiacán, Sin.- Tiene sólo cuatro años de edad, pero ya lucha por su vida. Hace ocho meses comenzó esta dura batalla contra la leucemia.

Se trata de María Belén, una pequeña niña, inquieta como todo niño, pero con una mirada triste. Sabe que tiene esta enfermedad, pero desconoce su peligrosidad.

Los malestares por el cáncer van y vuelven, pero en ese receso de tranquilidad, la nena corre por los pasillos del área oncológica del Hospital Pediátrico. De repente se detiene para tomar un poco de aire, se pone una manita en su pecho y la otra en la rodilla, espera unos segundos y se incorpora para volver a correr.

Luego se mira sus uñas de color naranja fluorescente y las presume a las personas que tiene enfrente.

Su madre la mira con orgullo por no dejarse rendir ante la adversidad.

María Belén vive junto a su familia en Potrerillos, una comunidad perteneciente al municipio de El Rosario.

Lucha. Rosa comentó que su hija empezó con fiebres, por lo cual la llevó al doctor en la ciudad de Mazatlán y luego la mandaron al Hospital Pediátrico de Culiacán, donde le dieron la terrible noticia.

"El golpe fue muy fuerte, es devastador, sientes que el mundo se viene abajo, te preguntas mil veces por qué a tu hija, te das cuenta de que ya nada será igual, y aunque sabes lo que es la enfermedad, es cuando ya estás dentro, es cuando sabes su verdadero significado", comentó

"Ver a tu hija así te mata, quisiera ser yo en vez de ella cuando la ves tan indefensa en la cama, con dolor o malestares, es realmente inexplicable lo que sucede a partir de que te dicen es leucemia", narra la madre de María Belén.

Después del primer diagnóstico, la niña duró mes y medio internada en el nosocomio, y desde entonces han tenido que quedarse en el albergue junto al Pediátrico. Afortunadamente, la recuperación de la niña es notoria.

"A veces me dice que se cansa mucho, ella le echa ganas. Si le preguntas te dice 'tengo leucemia' pero no sabe lo que es, aunque sí cómo se siente", expresó.

Apoyo. A pesar de que el Seguro Popular cubre los gastos para tratar la enfermedad de María Belén, sus padres no cuentan con recursos económicos suficientes para costear parte del tratamiento, como la alimentación especial que debe llevar la niña.

"Nosotros nos quedamos en el albergue, nos alimentamos de lo que nos dan y lo agradecemos de corazón, el problema es la alimentación de la niña, ella no puede comer lo que sea, no puede comer nada de grasas, embutidos; tiene que comer alimentos orgánicos y las comidas del albergue pues le hacen daño", dijo.

Pero la familia de la pequeña tienen un motivo más para seguir adelante, Rosa está embarazada y tiene la esperanza de que un hermanito se convierta en una inspiración para que María Belén siga luchando contra el cáncer.

La casuística. De acuerdo a información del Hospital Pediátrico, la leucemia es el tipo de cáncer que ocupa el primer lugar en menores con esta enfermedad en Sinaloa, informó Karla Campos Beltrán, responsable del programa de Cáncer en Infancia y Adolescencia en el estado.

Las estadísticas muestran que el 31 por ciento del total de los tipos de cáncer son leucemia lipoglástica aguda, le siguen los tumores del sistema nervioso central y los germinales de ovario o testiculares.

En lo que va del año, el Hospital Pediátrico ha recibido 48 nuevos casos sospechosos de cáncer y 22 han sido confirmados con algún tipo de cáncer.

Actualmente, atienden a 154 niños, número ligeramente menor en comparación con el año pasado.

"Es muy importante que capacitemos también a los padres de familia sobre sospechas de cáncer, por lo que los invitamos a que se acerquen a las unidades de salud y se informen", subrayó.

Condicionantes. De acuerdo a la experta, las causas para un probable cáncer pueden ser genéticas o multifactoriales, como el tipo de alimentación.

"Se cree que ha aumentado el número de casos de cáncer debido a las comidas rápidas, los embutidos, alimentos congelados, conservadores en alimentos, aunque actualmente no hay un factor que sepamos que genera este padecimiento", sostuvo.

El principal objetivo que se han trazado las autoridades de salud, es reducir la morbilidad y mortalidad de cáncer; aumentar la supervivencia y mejorar la calidad de vida de los pacientes, ya que siete de cada 10 pacientes con cáncer sobreviven si se les diagnostica en forma temprana y se le da tratamiento oportuno.

"Es importante que se haga un diagnóstico oportuno, porque es la única herramienta con la que contamos, ya que no se puede prevenir. Si se detecta a tiempo, tenemos el 85 por ciento de probabilidades de que el paciente se cure", expresó.

En México. Cada año se registran aproximadamente siete mil nuevos casos de cáncer infantil, enfermedad que se ha convertido en la segunda causa de muerte en niños mexicanos, esto debido a que sólo un porcentaje de población tiene acceso a un tratamiento médico.

En esta nota:
  • cáncer infantil
  • cáncer en niños
  • leucemia
  • enfermedades