Cultura

Finaliza Foro de Patrimonio Cultural

Luego de dos días de actividades, en el Museo de Arte de Mazatlán concluye la reunión que busca el rescate de archivos históricos

Por  Maribel Arredondo

Foro Nacional de Patrimonio Cultural Sinaloa 2019.(El Debate)

Foro Nacional de Patrimonio Cultural Sinaloa 2019. | El Debate

Mazatlán.- La tarde del jueves 13 de junio finalizó el Foro Nacional de Patrimonio Cultural Sinaloa 2019. Dentro de las actividades que se realizaron ese día por la mañana estuvieron la mesa redonda, Archivo, historia y memoria, a cargo de Guillermo Zermeño.
También las ponencias Archivos, historiografía y memoria cultural: algunas reflexiones, impartida por  María Isabel Monroy; ¿Memoria en el siglo 21?, a cargo de Martha Rodríguez García, y Pensar el archivo. Desde adentro y desde afuera.

Foto: Sergio Pérez

Por la tarde se ofreció la mesa redonda Archivo, literatura e investigación literaria, a cargo de Agustín Ramos. Además de las ponencias La memoria histórica, oportunidad para la literatura, a cargo de José Ortiz Monasterio y José María Luis Mora; y El archivo de la Inquisición y las novelas de folletín de Vicente Riva.

 

Amor en siglos pasados

Para cerrar con broche de oro, tuvo lugar la lectura de cartas, Si no ha de ser mía, prefiero mejor la muerte. Fragmentos del amor romántico, siglos 19 al 21. Se dio lectura a extractos de cartas realizadas en los siglos pasados, escritas por personalidades de Coahuila, en su mayoría enfocadas en los años 1909 a 1940.
La lectura y dramatización estuvo a cargo de Martha Rodríguez García, Lupita Hernández y Mirna Vázquez.
Así fue como el romance de novios, las declaraciones de amor y las peticiones de matrimonio invadieron la sala Roberto Pérez Rubio, del Museo de Arte, por más de una hora. Amores que vivían lejos, parejas que se distanciaban por el trabajo, y sobre todo, declaraciones de amores no correspondidos fueron el centro del evento.

Foto: Sergio Pérez

La historia de Emilia se apreció en la carta datada con la fecha del 11 de septiembre de 1985, donde se hablaba de un gran romance. Luego llegó el turno de Esther y José María, par de enamorados que en cinco años de noviazgo utilizaron la carta como un medio de comunicación obligatorio para compartir el sentimiento más puro llamado amor. En sus misivas plasmaban sus deseos de pasear juntos, ir al cine y poder estar pronto reunidos.
Sin duda, una de las cartas más románticas que se leyeron esa tarde fue la escrita por un joven poeta de 19 años a Sarita, fechada en 1909. En la misiva, el joven le comparte, en fragmentos poéticos, el gran amor que siente por ella. El amor atormentado por los celos se apreció en las cartas dedicadas a Trini, mandadas por Ricardo.
Pero no todo fue noviazgo, en algunas también se plasma cómo era la luna de miel y la relación del matrimonio. Donde compartían los viajes a Acapulco, Mazatlán y a otros países. Elvira y Francisco cuentan de su paseo a Francia, mientras que María y Ramón hablan de Mazatlán en noviembre de 1949.

Foto: Sergio Pérez

A la lista de parejas se suman Carmen y Juan, que comparten la nostalgia de estar distantes. En la lista de misivas se aprecia cómo se habla de la familia, de la comida, de encargos, hasta de medias de seda, de recados, ciertas peticiones, pero sobre todo, se habla de amor, de los seres queridos que integran las parejas unidas por el matrimonio.
Entre la lectura de cada carta se escuchaba una melodía de amor y Martha Rodríguez, encargada del proyecto, daba una introducción a la historia de cada pareja.

  • Cultura.
  • Memoria
  • Foro Nacional de Patrimonio Cultural Sinaloa 2019.