Cultura

Hannia Meza se gradúa con Siempre tendremos Dallas

La joven es la única egresada de la cuarta generación de la carrera técnica en arte teatral. Cierra un ciclo con la presentación del montaje de Manolo Díaz

Por  Maribel Arredondo

ESTRENO OBRA DE TEATRO SIEMPRE TENDREMOS DALLAS(EL DEBATE)

ESTRENO OBRA DE TEATRO SIEMPRE TENDREMOS DALLAS | EL DEBATE

Mazatlán.- La donación de órganos fue el tema elegido para escenificar la obra de teatro Siempre tendremos Dallas, dentro de la graduación de la cuarta generación de la carrera técnica en arte teatral, que se realizó el jueves a las 20:00 horas en el teatro Ángela Peralta.
Luego de tres años de esfuerzo, Hannia Natzahaya Meza Landaverde, concluye sus estudios y se convierte en la única graduada de la referida generación.
En el montaje contó con la colaboración actoral de su maestra Silvia Flores Bernal. Las actrices arrebataron los aplausos con su trabajo, el cual contó con la dirección de Manolo Díaz y Rodrigo Muñoz.

Foto: Sergio Pérez

Mundo de tonos grises

Las jóvenes actrices llevaron a los presentes a un viaje de emociones, a vivir desde el coraje, la impotencia, el dolor, la soledad o la tristeza por tener un padre que necesita un riñón. Una de sus hijas podría dárselo, pero el miedo y terror a someterse a una operación de ese tipo la limita a intentarlo, pero no le impidió someterse a una operación para bajar de peso y aumentarse el busto.
La pieza teatral, con tintes de humor negro, adentra al público a un mundo desconocido donde la falta de amor, los problemas de familia, las enfermedades y sobre todo los duelos personales juegan un papel importante, y mostraron a personajes muy humanos.
La violencia, drogas y el tráfico de órganos se hacen presentes en puntos estratégicos del melodrama.

Foto: Cortesía

Las protagonistas, “Dani” y “Vicky”, demostraron un gran profesionalismo al dar vida a varios personajes a la vez, desde un padre, una madre, un amante, un niño, adolescentes y novios, para crear un mundo completo actoralmente hablando.
Las luces y las sombras jugaron un papel importante a cargo de Antonio Serratos, mientras que la dramaturgia corrió a cargo del reconocido y destacado mazatleco Manolo Díaz. La ejecución musical la realizó Abraham Medina.

Foto: Cortesía

 Destacada

Al finalizar el montaje, la directora del Instituto de Cultura, Turismo y Arte de Mazatlán,  Marsol Quiñones ofreció unas palabras para Hannia Meza, quien terminó con éxito sus estudios para iniciar nuevas aventuras en el arte dramático.
También tomaron la palabra Ramón Gómez Polo y Juan Manuel Flores, director de la Carrera Técnica en Arte Teatral y director del Centro Municipal de las Artes respectivamente, para clausurar la ceremonia.