Cultura

Narra Enrique Ortiz historias sobre 'El mundo prehispánico para gente con prisa'

Enrique Ortiz lanza ‘El mundo prehispánico para gente con prisa’, donde, a través de anécdotas breves e ilustradas, cuenta cómo era la vida cotidiana en el antiguo Tenochtitlán

Por  Richard Osuna

Narra Enrique Ortiz historias sobre 'El mundo prehispánico para gente con prisa'

Narra Enrique Ortiz historias sobre 'El mundo prehispánico para gente con prisa'

Como una nueva manera de conocer a los antiguos mexicas es como Enrique Ortiz describe su nuevo libro 'El mundo prehispánico para gente con prisa' (Planeta), un libro donde recoge a través de anécdotas cortas e ilustradas, algunos hechos sobre la vida cotidiana en Tenochtitlán. 

Un libro que abrevia la historia para aquellos que carecen de tiempo para leer obras extensas como La historia general de las cosas de la Nueva España o La historia verdadera de la Conquista de la Nueva España.

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

“Si eres una persona que constantemente anda corriendo por la vida, por el trabajo, por las diferentes ocupaciones que uno tiene, sin embargo disfrutas en gran medida de la cultura, de visitar una zona arqueológica, Teotihuacán, un museo, disfrutas de todo lo que es lo mexicano, este libro es para ti".

"Si tienes el tiempo limitado y te gustaría conocer más sobre el mundo mesoamericano, este libro es para ti, porque en cuestión de días puedes tener bastante información sobre cómo vivieron nuestros ancestros hace 500 años atrás, antes de la llegada de Hernán Cortés y sus huestes. Te puedes dar una muy buena idea de cómo era aquella sociedad, desde los estratos sociales, pasando por la comida, la guerra, las cuestiones religiosas, desde las deidades hasta los sacrificios humanos”, sentencia el autor en entrevista para DEBATE.

Adentrarse al pasado

Enrique Ortiz, también conocido como Tlatoani Cuauhtémoc, apunta que las nuevas generaciones están cada vez más acostumbradas al tipo de comunicación propio de las redes sociales, donde en plataformas como Twitter es capaz de contar con información política, cultural, de diversión, música y otros temas, en cortas cápsulas de información. Un detalle que se busca incorporar en este libro.

“La comunicación en este 2021 se ha sintetizado, se ha resumido a su máxima expresión. ¿Por qué? Porque la gente generalmente está muy ocupada [...] yo creo que para los jóvenes, un libro de este formato va a ser muy atractivo, porque pueden encontrar una gran cantidad de historias cortas sobre diferentes temas de la vida cotidiana en Tenochtitlán”, dice sobre este libro, el cual va acompañado de ilustraciones, basadas en los códices del siglo XVI, y que vuelven la lectura más amena. 

Más que de mucha investigación, Ortiz apunta que completar 'El mundo prehispánico para gente con prisa' requirió muchísima lecturas. Para ello, el escritor retomó libros y crónicas del siglo XVI, entre ellas de Fray Diego Durán, Fray Bernardino Sahagún, Bernal Díaz del Castillo, el propio Hernán Cortés, Tezozómoc, Chimalpahin y muchos otros, incluyendo lo que han escrito investigadores y arqueólogos modernos, a partir de donde fue seleccionando información. 

Pero el mexicano no solo recoge historias ya conocidas, sino que aborda cosas que también pueden resultar desconocidas para el público lector. Así se narra desde el tema de la comida, como los tamales y el pozole; y la vestimenta, hasta los rituales con los sacrificios de niños o el culto a los dioses de la lluvia, por mencionar algunos.

Se hizo una curaduría de temas que fueron relevantes, que fueran curiosos, que pocas veces hayas leído sobre ellos también, porque hay algunos que no han sido muy compartidos, no han sido muy divulgados, por ejemplo el tema de la prostitución, el tema del mismo pozole, por todo lo que implica; el tema de las groserías, los insultos. Se trata de armar este retrato de lo que era la sociedad mexica y su vida cotidiana.  

Romper mitos

Además de dar pie para que el público descubra la grandeza de nuestras culturas mesoamericanas, se interese e investigue más sobre ellas, Enrique Ortiz comparte que con 'El mundo prehispánico para gente con prisa' busca destruir mitos que “muchas veces existen por prejuicios, por desconocimiento, por ignorancia”, y que señalan que los antiguos mesoamericanos eran una cultura muy salvaje.

“Cuántas veces no hemos escuchado que eran primitivos, lo cual es completamente falso. Eran sociedades sumamente desarrolladas, que venían desde tiempos de Teotihuacán, alrededor del siglo I al siglo IX después de Cristo".

"Por ejemplo, los mexicas tenían desarrollados protocolos para las reuniones, para las familias, sabemos que las mujeres mexicas podían teñirse el pelo, podían usar maquillaje. Muy desarrollado lo que fue la cultura mexica, tanto que ellos ya sabían que el año solar contaba con 365 días antes que en Europa. También (había) leyes y castigos, eran una sociedad sumamente regulada para evitar robos, delitos. Es un libro en el cual encontrarán muchísima información sobre estas sociedades que finalmente son una de las raíces de nuestro país”, completa.

Síguenos en

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo