Cultura

Rivelino: El arte tiene el poder de comunicar

El escultor con reconocimiento internacional originario de Jalisco realiza su     primera escultura en Sinaloa, está encargado de la creación de la pieza ‘Memoria de agua’, que estará ubicada en el Centro de Innovación Cultural Mazatlán (CICMA)  

  • Escultor

Por Maribel Arredondo

-

Mazatlán.- 
El escultor José Rivelino Moreno Valle, originario de Jalisco, trabaja en su primera escultura en Sinaloa, la cual se integrará al Centro de Innovación Cultural Mazatlán, CICMA, ubicado en el centro histórico del puerto. La pieza será un gran barco color blanco que medirá 108 metros cuadrados, en la parte de abajo se colocarán 700 manos realizadas en bronce, tendrá una extensión de 18 metros de largo por 60 centímetros de ancho, dichas manos son de sinaloenses destacados en las diferentes disciplinas, empresarial, cultural, artística, social y de la política.

Escultor Rivelino. Foto: Sergio Pérez.

¿Cómo te sientes de hacer en Sinaloa la escultura ‘Memoria de agua’?

“Me siento muy contento de que hayan pensado en mi trabajo para hacer algo que esté en constante contacto con el público, uno de mis mayores retos como artista es acercar el arte, que sea sin muros, sin costos, sin horarios, en la vía pública. Ahora pensamos en un proyecto escultórico que está en contacto con el público.
Me siento contento de formar parte del proyecto donde la escultura es parte central de la comunicación con el espectador, que el corazón del CICMA sea la escultura es algo que me emociona, no es común que en museos de México le den tanta importancia a la escultura, la importancia de comunicación emocional”.

¿Cómo describes ‘Memoria de agua’?

Es una pieza escultórica de manos que se recabaron de diferentes ciudadanos de Sinaloa, la metáfora es que no importa de qué parte de Sinaloa seas, todos podemos estar juntos, concurrir en un lugar y espacio para sostener este ícono de Mazatlán, que es Memoria de agua, que es la ciudadanía sosteniendo su historia. Estará integrada por 350 manos derechas y 350 izquierdas, van del centro del barco hacia los lados, se van poniendo varias pilas.

Pilar Artola de Salido, Rivelino e Irma Peñuelas. Foto: Sergio Pérez.

¿Cómo ves que se abran espacios como CICMA, donde se le apuesta al arte y la innovación?


El arte será una puerta extra por donde los humanos podemos cruzar y donde podemos tener sensibilidad y alejarnos de nuestra vida cotidiana, y a través del mundo del arte puedes entender lo que pasó, lo que nos pase y regresar a la vida cotidiana; el arte es un puente con nosotros mismos, dejar de ser quienes somos para convertirnos en otras personas a través del arte.

¿Cuál es el mensaje que quieres dar con las piezas monumentales?

Mis obras hablan de lo que le pasa al ser humano, sean experiencias duras, experiencias felices; lo que busco con mi trabajo es que no se olviden que el centro de la vida son los seres humanos; entendernos como comunidad nos lleva a ir creciendo y evolucionando y hablar de los problemas que tenemos como sociedad. Puedes sensibilizar mucho al espectador, y el arte tiene ese conducto, no tiene ese intermediario, llegas lo enfrentas, haces una introspección silenciosa y tu reflexión del arte tiene un poder que no tiene otro lenguaje. El arte se basta solo para poderse comunicar con el espectador. El arte tiene el poder de comunicar. Mi obra pública es una invitación a la reflexión para saber quiénes somos, para qué estamos aquí y para dónde vamos.

Pilar Artola de Salido, el gobernador de Sinaloa, Quirino Ordaz Coppel, Rosy Fuentes de Ordaz y el escultor Rivelino.

¿Crees que en México se está dando más valor e importancia al arte?

Sí, cada vez más he ido a varias partes del mundo y mi obra siempre está sin cordón, sin puertas las 24 horas del día; México es un país que cuida mucho la escultura contemporánea. Expuse esculturas en el Zócalo de la Ciudad de México y no tuvieron ningún rasguño, no tenían ningún rayón.

¿Porqué eliges la escultura sobre otras artes?

Soy un escultor, me gusta el poder de la escultura monumental, sigue siendo importante para el ser humano; al ser humano le gusta lo que no tiene su escala, ya hacia algo muy chico o algo muy grande que lo rebase de su tamaño, y la escultura monumental sí es buena comunica inmediatamente su propósito

Rivelino escultor de Jalisco. Foto: Sergio Pérez.

Centras gran parte de tu obra en la figura humana, ¿siempre fue así o ha variado tu propuesta?


Mi obra toca mucho lo que tiene que ver con el cuerpo del ser humano, empecé con cuerpo humano, me volví abstracto. Ahora vuelvo al significado del cuerpo, qué significa una mano, qué significan 100 manos, así como los ojos son una parte del cuerpo, me gusta trabajar mucho el cuerpo humano. 

Momento en que el gobernador Quirino Ordaz plasma sus manos en el CICMA. Foto: Sergio Pérez.
Síguenos en

Temas

Más sobre este tema

Últimas noticias