Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Carlos Sarabia Cota debuta en la LMB con Oaxaca

CULIACÁN

Culiacán. Su talento y la confianza del mánager de su lado, hoy el surgido de la Liga Humaya está dentro del grupo selecto de peloteros en el beisbol profesional mexicano.

Carlos Miguel Sarabia Cota a sus 22 años se convirtió en profesional este domingo con la casaca de los Guerreros de Oaxaca, cuando entró a relevar a Ruddy Acosta, en el tercer juego de la serie ante el Águila de Veracruz, en la campaña 2014 de la Liga Mexicana de Beisbol (LMB).

Para el lanzador derecho no fue el debut esperado: sacó un tercio de entrada, le conectaron cuatro imparables —entre ellos un cuadrangular de Refugio Cervantes—, ponchó a uno y permitió cuatro carreras en el triunfo de su escuadra 10-9.

A pesar del resultado el novato se muestra optimista.

"Ha sido un proceso difícil; me ha costado estar aquí, pero en realidad estoy muy contento. Ya gracias a Dios estoy en el beisbol profesional. Realmente es algo que no puedo describir. Fue un día de mucha felicidad, de emoción... sinceramente no me la creía que estaba ahí, pero decía —en realidad estoy aquí—. Es algo muy bonito, una experiencia que nunca se va a olvidar", dijo el pítcher, quien fuera firmado por la organización de los Diablos Rojos del México el 19 de octubre del 2010.

Sarabia Cota recibió palabras de aliento de su mánager, Héctor Estrada, quien lo ha descrito como un joven promesa para el beisbol mexicano. "Carlos se ha ganado un lugar gracias a su trabajo, esfuerzo, dedicación y disciplina. Su recta está entre la 90-92 y en ocasiones hasta 95 millas; su curva es muy admirable; el slider, cambio, son su mejores pitcheos. Es un gran ejemplo para muchos, lo admiramos y estamos seguros que va a llegar muy lejos y aportara a nuestro equipo esa fortaleza y velocidad que nos identifica", dijo el estratega.

Mientras que al término del encuentro le brindó toda la confianza al novel, después de una mala salida. "El mánager me dijo que no me preocupara, que siguiera echándole ganas, que no fue una buena salida, que no pasaba nada, que me olvidara de eso, que no me preocupara de más. Que para la otra agarrara salida buena", relató.

El número 36 en el róster de Guerreros se incorporó al primer equipo para la presente campaña, que apenas suma cinco juegos, después de formar parte de la academia de la organización de Diablos Rojos, cambio que no le es tan indiferente.

"En realidad es mucha la diferencia a las sucursales, es otro tipo de entrenamiento, igual de pesado; los horarios son diferentes, pero a todo uno se impone y ya no queda más que seguir echándole ganas, igual ya me siento adaptado y quiero seguir trabajando para salir adelante", dijo mientras emprendía el viaje a Mérida, donde inician hoy serie.

Agradecimiento. Carlos dijo estar agradecido principalmente con su familia, de quienes ha recibido el apoyo incondicional, y de aquellos personas que de alguna u otra manera han sido partícipes de sus logros, hasta el momento el más importante de su carrera.

"Realmente tengo a mucha gente que agradecerles, que por ellos estoy aquí. Primeramente mi familia, por el apoyo incondicional, y a Fernando "Güero" Hernández, entre muchos más que no me gustaría dejarlos fuera, pero ellos lo saben", apuntó.

Por último, habló de su deseo de establecerse y hacer grandes cosas. "Deseo establecerme con Oaxaca, sigo soñando en las grandes ligas, pero ya llegué aquí y quiero establecerme como profesional, seguir trabajando para poder conquistar mejores cosas", finalizó.