Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Colegios de árbitros no quieren que se avale el colegio Dragones

MAZATLÁN

Mazatlán. Sinaloa. Hablar de descordinación en el futbol local es el pan de cada día, pero que ahora el gremio arbitral se encuentre en plena pugna es algo insólito.

Bastó sólo que saliera a la luz pública el nombre de un nuevo colegio para que se levantara la polvareda y el disgusto del gremio, que más señalamientos tiene y que por ende más unión debería de tener.

No quieren a Dragones. Aunque el nuevo colegio hoy recibirá el aval de parte de la AFOESAC, el municipio y la delegación estatal de arbitraje, los colegios locales, Jorge Soto y el Colegio de Árbitros de Mazatlán hicieron llegar a Salvador Garay, presidente de la AFOESAC, un comunicado en el que le muestran su desacuerdo con que se le dé crédito al Colegio Dragones.

En el comunicado se plasmaron las firmas de los presidentes de las ligas de Primera, Segunda y Tercera Fuerza, además de la Liga Primera Fuerza Juvenil.

"Creo que en Mazatlán no es necesario otro colegio de árbitros, el municipio lo que requiere es que los ya existentes se capaciten para que puedan desarrollar de mejor manera su trabajo", expresó, Víctor Barboza, presidente de la Primera Fuerza.

Por su parte, Adrián Zepeda, mandamás de la Liga de Segunda Fuerza, cree que a los colegios locales les falta unión más que calidad. "La verdad que si se forma un colegio más, y va a ser lo mismo, da igual. Los colegios actuales requieren más solidaridad entre ellos. Hay algunas ligas en las que pita el colegio del Soto y le quedan a deber, ya no trabaja, pero le marcan al otro colegio y saca la chamba, ellos requieren unirse para que se respete su trabajo", comentó Zepeda.

El presidente de Ligas. Para Ricardo Rubio, presidente de la Liga Municipal de futbol, la formación del nuevo colegio no contará con su respaldo, ya que desde su punto vista las ligas municipales no lo respaldan y el no estará contra las mismas.

"Si se avala el nuevo colegio, sería un retroceso en el arbitraje local, ya que se dividiría a los ya existentes. En lo particular yo no estaré en contra de las ligas, ya que los presidentes de estas no apoyan al colegio y no contará con nuestro aval", expresó Rubio.