Deporte

Cuba, si pudo y es campeón

MUNDIAL DE BEISBOL
Avatar del

Por: Rafael Martínez

Mazatlán, Sinaloa.- Vaya forma de coronarse y vengarse. Con racimo de tres carreras en la octava entrada, Cuba se proclamó campeón del Mundial de

Toma ventaja. Cuba anotó la de la quiniela en la primera entrada cuando Ariel Díaz conectó imparable al jardín derecho, avanzó 90 pies con rodado a la intermedia de Mailon Tomás y llegó a la goma con hit del gigantón Ernesto Martínez. Sin embargo, Estados Unidos le dio la vuelta a la tortilla en el cierre de ese mismo inning:

Brice Turang se embasó con infieldhit por la segunda base, Noah Campbell gorreó la inicial en bola ocupada y ambos avanzaron una base con roletazo a la antesala de Royce Lewis; luego, Raymond Gil empujo a Turang con rola al campo corto y Steven Williams hizo lo propio con Campbell gracias a sencillo por el medio.

El país de las barras y las estrellas incrementó su ventaja en el quinto acto cuando Turang llegó a la inicial con infield hit por la intermedia, avanzó a segunda con rodado de Campbell y piso el pentágono con sencillo al derecho de Lewis.

La igualada. La novena centroamericana puso tablas el electrónico 3-3 en la sexta tanda: Jonathan Machado vio cuatro bolas, piso la intermedia con rola al cátcher de Ariel Díaz, se ancló en la antesala con hit al izquierdo de Mailon Tomás y timbró con wildpitch; enseguida, el gigante Ernesto Martínez impulsó a Tomás con doblete al izquierdo.

Héroes. Fue en el octavo episodio cuando Cuba anotó la carrera del campeonato; tras un out, Ernesto Martínez pegó doblete al izquierdo y arribó a tierra prometida con hit al derecho de Miguel Vargas.

No conforme con eso, Lázaro Armenteros recibió boleto y avanzó 90 pies junto a Vargas con wildpitch, luego Vargas anotó con otro envío descontrolado de Hunter Greene; todavía, Adrián Morejón impulsó a Armenteros con rola al cuadro para el 6-3 final.

Pitcheo. Por Estados Unidos inició en la loma de la responsabilidad el derecho Justin Bulluck. Él se sostuvo por espacio seis entradas para cinco hits, tres carreras (limpias), dos bases por bolas por cuatro ponches en 24 bateadores y 71 pitcheos (47 strikes). Se fue sin desición. Le siguió el derrotado Hunter Greene con dos entradas y tres rayitas; terminó Kris Armstrong.