Selecciona tu región
Deporte

El Hulk iraní asegura que sí enfrentará al Titán kazajo y lanza advertencia

Por Horacio Beltrán

-

Después de años de negociaciones y fallidos intentos, finalmente Sajad Gharibi, popularmente conocido como el Hulk iraní, afirmó que ya tiene rival para la gran pelea que esperan sus seguidores.

El singular y corpulento personaje dio a conocer que  aceptó el reto de enfrentarse al Titán de Kazajstán, otro gigante popular en las redes sociales y que con su impresionate fuerza tratará de demoler al asiático.

A confirmarse dicho enfrentamiento, Gharibi escribió un mensaje en su cuenta de Instagram: “Te aseguro de que te arrepentirás de esto, te sacarán de la jaula con los brazos y piernas rotos y en una camilla. Para que sepas por qué el mundo entero me llama Hulk, por esta rudeza te aplastaré, vamos lucha”.

Este temerario mensaje de furia lo hizo  después de que el kazajo subió un video en las redes quemando y pisando una imagen del Hulk Iraní, como advertencia de lo que planea hacer dentro de la jaula.

Cabe recordar que en noviembre de 2019 se había anunciado que el iraní tendría su oportunidad en el mundo de las luchas,  tras haber intentado incursionar en las  artes marciales mixtas desde 2018.

El Hulk iraní quien cuenta con miles de seguidores en las redes sociales, se perfilaba para formar parte de Bare Knuckle Fighting Championship (BKFC), la compañía de boxeo más sangrienta del mundo, pero al parecer su rival se arrepintió y no prosperó la batalla.

En septiembre pasadoi, regresó en las redes sociales, para dar a conocer  que antes de fin de año protagonizará un combate, a petición de sus fans: “Nunca debes rendirte; yo esta vez volví para vengarme de todos los que me invitaron a pelear, desde el Hulk brasileño hasta el polaco que se arrepintió del desafío y se negó a luchar".

El iraní agregó que: "Prometí no estar activo en ninguna de las redes sociales hasta la pelea, pero esta vez comenzaré oficialmente mi primera pelea con una organización en Alemania para fin de año”.

En el caso de su oponente, el Titán de Kazajistán, se sabe poco de él, aunque por lo que muestra en las redes sociales, en donde también se apoda Gorila, le gusta compararse con Hulk, el superhéroe de Marvel. Pesa 115 kilos, mide 1.74 metros y es entrenador en un gimnasio de Almaty, inclusive  publica imágenes de sus clientes para mostrar cómo mejoran su aspecto físico gracias a sus rutinas.

Sobre Sajad Gharibi,  tiene  casi medio millón de seguidores en su cuenta de Instagram, pesa más de 175 kilos y mide 1,8 metros. En julio de 2016 brincó  a la fama al anunciar que se uniría al ejército para luchar contra el Estado Islámico, pero finalmente no ocurrió.

A partir de ahí ha retado a diferentes rivales en las redes sociales, como al fisicoculturista británico Martyn Ford, para un combate en la compañía polaca de artes marciales mixtas Konfrontacja Sztuk Walki (KSW).

Incluso en marzo de 2019 retó al Hulk brasileño, Romario dos Santos Alves, quien inició en 2009 un proceso de transformación de su cuerpo para llegar a los 104 kilos y 1,78 metros de altura. El duelo no llegó a darse.

Síguenos en