Selecciona tu región
Deporte

La promesa de Julio César Chávez que nunca podrá cumplir a su madre

Julio César Chávez tuvo que rogarle a su propia madre para poder llegar a ser profesional el boxeo y prometer algo que nunca llegó. 

Por Alan Caña

-

México.- Julio César Chávez tiene aún muchas anécdotas y secretos que contar pues una vida como la que ha tenido difícilmente pudo ser aburrida en muchos aspectos pero una de las situaciones que más impactó fue la revelación de una promesa que el mismo Julio le hizo a su madre y que ahora más de 30 años después no puede cumplir. 

Se trata de un pequeño engaño que el "César del Boxeo" le hizo a su mamá justo antes de iniciar su carrera como profesional en el boxeo. Isabela González no era partidaria de la vida del boxeador pues sus otros hijos lo hacían y le preocupaba mucho poder perderlos por un mal golpe, fue por eso que cuando Julio le pidió su permiso ella le dijo que no.

Afirma Julio César Chávez que cuando descubrió que podría ser una gran figura para el boxeo le suplicó a su mamá la oportunidad de hacerse profesional, pero ella lo negaba, así que decidió hacerle una promesa bastante inocente en la que ella cayó. Julio comenta que le pidió solo 10 peleas para probarse y que después de eso dejaría el box, pero más de 30 años después eso nunca se cumplió.

Leer más: Liga MX: Sin descanso, Cruz Azul llevará a los seleccionados mexicanos para el juego ante FC Juárez

"Le daba miedo y yo estaba estudiando y ella quería que continuara, porque tenía dos hermanos que peleaban y me dijo mi ama, 'yo ya no quiero sufrir. Tú no vas a ser boxeador, tú vas a ser estudiante", comentó Julio.

Pero el entusiasmo y las ganas de convertirse en el gran campeón que ahora es le llevó a rogarle y suplicarle una oportunidad de mostrar su talento, "Le rogué un par de meses hasta que la convencí y la dije deme chanza 10 peleas nomás y si pierdo una sigo estudiando, la convenció y el resto es historia, fueron 10, 20, 30... 90 peleas y pudieron ser más pero me empecé a drogar", fueron las palabras de Julio.

Julio César Chávez no tuvo solo diez peleas, fueron más de 100 | Foto: Jam Media

Luego de tanto tiempo y con Julio como profesional su mamá y papá siguieron en su papel de rechazo a la carrera de su hijo, eso se hizo evidente pues en todos los años como boxeador, su madre nunca lo ha visto pelear, su padre solo lo visitó una vez en su vida, pero aún así los logros los celebraban por la felicidad de su hijo pero la desesperación y el miedo de perderlo siempre estuvieron.

De esa manera una súplica que inició con 10 peleas se convirtieron en 90 en donde fue que sorpresivamente perdió en el invicto, ya que en su récord como boxeador superó el centenar de peleas. Al día de hoy más de 30 años después es la única promesa que Julio César Chávez no pudo cumplirle a su madre de dejar el boxeo y llegó a convertirse en el mejor del mundo. 

La modelo Cinthia Fernández cierra su campaña bailando en tanga frente al Congreso de Argentina
Síguenos en