Estados

México carece de estrategia de seguridad a favor de niños y adolescentes

La Red por los Derechos de la Infancia en México señala que los menores han sido invisibilizados en los proyectos del presidente Andrés Manuel López

Por  Lorena Caro

México carece de estrategia de seguridad a favor de niños y adolescentes(Ilustración El Debate)

México carece de estrategia de seguridad a favor de niños y adolescentes | Ilustración El Debate

México.- Luego de que el presidente Andrés Manuel López Obrador no incluyera a los niños, niñas y adolescentes dentro de sus 25 proyectos estratégicos presentados para su sexenio, y en un panorama en el que la violencia en perjuicio de los menores ha incrementado desde el 2000 al 2019, con homicidios dolosos, feminicidios y desapariciones, de acuerdo con cifras del Secretariado Ejecutivo, la Red por los Derechos de la Infancia en México ha señalado que para el Gobierno federal los menores se volvieron invisibles. 

Juan Martín Pérez, director de dicha organización, explicó a EL DEBATE que ello ha afectado ámbitos presupuestales y el cierre de muchos programas que, con fragilidad, se habían sostenido a lo largo de muchos sexenios; por ejemplo, indicó, el programa de jornaleros agrícolas, las estancias infantiles, así como la reducción del presupuesto al Sistema DIF. 

«Todo esto forma parte de una consecuencia al no ser un proyecto prioritario. Particularmente hemos insistido que los altos niveles de violencia contra niñas, niños y adolescentes obligan a una respuesta del Estado claramente a que sea una prioridad nacional», destacó.

Proyecto 26

Ante este panorama, la organización ha propuesto al Gobierno mexicano la creación del Proyecto 26 para que adquiera un rango de prioridad, como lo han tenido hasta ahora proyectos que apuestan a estimular el consumo interno, desarrollo de infraestructura nacional y programas asistenciales para los segmentos de población adulta más empobrecidos.

«Esta estrategia 26 nace de indicadores muy crudos en términos de violencia que sufren niños, niñas y adolescentes; una estrategia nacional para prevenir y afrontar la violencia que sufren niños y niñas. Ponemos especial énfasis en violencia armada, porque los datos son muy fuertes», lamentó.

En el reciente balance 2019 sobre la niñez en México, la Red por los Derechos de la Infancia reveló que desde el año 2000, al cierre del 2019, el país alcanza cerca de 21 mil niñas, niños y jóvenes víctimas de homicidio doloso y más de 7 mil casos de niñez desaparecida con datos del Secretariado Ejecutivo.

Detalla que cuatro niñas, niños y adolescentes desaparecen diariamente; y 30 mil niñas, niños y jóvenes han sido reclutados por grupos delictivos.
Además, precisa que 3 millones 720 mil niñas, niños y adolescentes se encuentran en pobreza extrema. 

Al respecto, Juan Martín Pérez cuestionó qué puede haber más importante en un país que no sean sus niños, por lo que reafirmó que tendrían que tener un proyecto de estrategia prioritaria.

Tema político

No obstante, el también sicólogo reconoció que la clase política mexicana, sin importar el color del partido, coincide en una mirada vieja, donde considera a los niños como objetos de protección y de propiedad familiar.

Detalló que considera a la familia como el objetivo de hacer cambios y cosas, pero no a los individuos. Un ejemplo claro, agregó, son las mujeres, quienes muestran que el beneficio de las familias no significa el beneficio de ellas mismas. «Claramente tampoco a los niños y niñas. Necesitamos proyectos y políticas públicas especializados. En consecuencia, a esta mirada vieja de la clase política mexicana, que no exime al propio presidente y su partido mayoritario, les cuesta trabajo pensar en los niños y niñas como ciudadanos y ciudadanas y, agregando como consecuencia que, como no votan, no es un tema de prioridad», sostuvo.
Mencionó que la violencia se ha generalizado, normalizando, y se necesita acompañar a las familias a afrontar esta realidad.

La desconfianza, el miedo y toda la idea de tener la mayor seguridad y vigilancia posible ha crecido. Expuso que ahora es más factible confiar en una cámara de video, en un circuito cerrado de televisión, que encargarles a los vecinos su casa cuando salen.

«Esto va en contra de la dinámica de desarrollo positivo de niños y niñas, porque ya no los conocen, no construyen vínculos de confianza», señaló.

El director de la Red por los Derechos de la Infancia agregó que el artículo 4 constitucional refiere que en toda acción del Gobierno y sus funcionarios tiene que privar el interés superior de la niñez por encima de cualquier otro interés. Puede ser muy valioso el aeropuerto, enfatizó, una refinería o cualquier otra cosa que quieran, pero es más importante la niñez mexicana, sentenció.

Pacificación del país

El sicólogo social y académico en la Universidad Autónoma de Coahuila, Hiram Reyes Sosa, expresó para EL DEBATE que las explicaciones que rodean algún tipo de hecho violento con jóvenes y niños, como el acoso escolar o el manejo de armas, por ejemplo, suelen ser muy reduccionistas. 

Sin embargo, consideró que lo que se deja de lado en muchas ocasiones es la parte social, donde los menores reciben imágenes de violencia o del comportamiento de los otros a su alrededor. 

«Es una afectación muy directa en términos sociales en cómo los jóvenes y niños aprenden a relacionarse; es decir, no hay una explicación concreta de qué es el individuo, la parte social o el medio ambiente, sino que es como una convergencia». 

El académico explicó que existen estudios que indican que una imagen, de la violencia en torno al narcotráfico, por ejemplo, sí afecta directamente para que los jóvenes tengan, no solo prácticas violentas, sino también formas de expresión fuertes, como en el caso de Sinaloa, consideró.

Hiram Reyes Sosa mencionó que México no ha avanzado de manera considerable respecto a la protección que les da a sus menores, puesto que aseguró que la forma en la que se piensa del problema es, en cierta forma, con mucha irresponsabilidad. «Algo que quedó completamente claro desde el Gobierno de Fox, hasta Enrique Peña Nieto, es que la estrategia de violencia no es la mejor estrategia, porque la violencia, pese a lo que hubiéramos esperando con la fuerza que el Estado implementó, se disparó completamente», abundó.

Al respecto, externó que existen otras estrategias que pueden tomarse para lograr un cambio, que incluso coincide con el discurso del actual Gobierno, lo que llama pacificación del país.

Explicó que las estrategias de paz iniciaron en 1950, después de la Segunda Guerra Mundial, particularmente en Inglaterra. Con esto, reafirmó que sí pueden haber mecanismos que permitan influencia y la generación de nuevas prácticas a favor de la paz en México. El problema, dijo, es que se tienen muchas carencias que el Estado y la sociedad le deben a los jóvenes y niños.

«Por desgracia, estos temas, que deberían ser relevantes y de importancia para las Administraciones, se vuelven situaciones políticas, como vemos que está pasando. En lugar de realmente pensar en las deudas que tiene el Estado mexicano que somos un país, económicamente muy desigual», expuso. 

Salud mental en el plano educativo

Ante este panorama, el diputado por Acción Nacional Carlos Castaños mencionó para EL DEBATE que la violencia y el abandono hacia los jóvenes se está presentando en un contexto social de descomposición, en el que se sienten excluidos, no escuchados e incomprendidos. La causa, dijo, es multifactorial; por tanto, la solución debe ser transversal.

«Entrarle al tema de la salud mental desde el plano educativo, salud, seguridad. Echar mano de todo; ya que no basta buscarles en una mochila lo que llevan escondido en el corazón», expuso. 

Señaló que desde la Cámara de Diputados se ha emitido un punto de acuerdo para llamar a la Secretaría de Salud y a sus homólogas de las 32 entidades a que fortalezcan las estrategias y los programas para la prevención, la atención y el tratamiento de enfermedades mentales. 
Además, indicó, revisar todos los tramos inherentes al tema de disposición de armas, incluso analizar los efectos de la comercialización indiscriminada de armas de fuego en los Estados Unidos.

«Lo anterior, en virtud de que es un hecho demostrado el fenómeno de alta disponibilidad de armas para la delincuencia en el país y para su tenencia ilícita, como el caso de Torreón», destacó.

Ausencia de AMLO

La Red por los Derechos de la Infancia en México lamentó que el presidente Andrés Manuel López no haya acudido, hasta ahora, a ninguna sesión ordinaria del Sistema Nacional de Protección de Niñas, Niños y Adolescentes, puesto que faltó en 2019 a las realizadas el 30 de abril y el 3 de octubre. Mencionó que están convocando a una reunión extraordinaria para valorar la situación actual.

Avances 2019

Actualización de normas ambientales.- Las normas NOM 025, sobre partículas suspendidas, y la NOM 026, sobre los niveles de plomo en el aire, se actualizaron  para la reducción de emisiones de CO2.

Aprobación del etiquetado frontal.- Etiquetado frontal que permitirá advertir de forma clara los niveles de riesgo de alimentos y bebidas ultraprocesadas.

Uniforme neutro.- Se presentó públicamente la medida educativa de promover el uso del uniforme neutro para niñas, niños y adolescentes del sistema educativo de la Ciudad de México.

Prohibición del castigo físico.- El Senado de la República aprobó reformas a la ley para prohibir explícitamente el castigo corporal.

Prohibición del matrimonio infantil.- Se derogan las disposiciones de 31 códigos civiles que permitían el matrimonio de adolescentes varones de 16 años y niñas desde los 14 años.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo