Estilo y vida

Caligrafía, la gran olvidada

La habilidad de escribir bonito es algo que parece haber quedado en el pasado

Por  Andrea del Carmen Montenegro Sánchez

Niño escribriendo. (Ilustración temática)

Niño escribriendo. (Ilustración temática)

La caligrafía es la idea de una escritura bella, artística, un trazo fino, dibujado, estético, la llamada letra cursiva, señala la maestra Elvira Millán Velarde, maestra de español de nivel básico y maestra del área de lenguaje en la Escuela Normal de Sinaloa. Con más de 40 años de enseñar en las aulas, es quien explica el tema.
“Las maestras, por lo que a mí me toca como formadora de docentes, tienen muy claro la idea de que hay que hacer que el niño escriba de manera clara y entendible. Y ese era el método que se utilizaba. Tenías el espacio, que era el cuaderno de doble raya”, recuerda Millán Velarde.
“Para mí es una responsabilidad muy grande, mucho más en la Normal como formadora de docentes, que mis estudiantes tengan una letra legible, y eso es lo que hacía la caligrafía. Por que estos serán los maestros que mañana irán a estar frente a una pizarra, un pintarrón enseñando a los niños”, añade la experta.
La tecnología es una maravilla, pero son instrumentos. “Y yo les digo a mis estudiantes, miren, el único instrumento que ustedes se van a llevar a cualquier lugar donde ustedes vayan a dar clases es el cerebro, y el instrumento que tratamos de poner a trabajar es el cerebro, el único instrumento con el que te vas a morir es el cerebro; no sabes con qué condiciones te vas a encontrar en el sitio al que vayas a enseñar”.

Situación
Hay controversia y se ha argumentado que no es ya necesario que se invierta tanto tiempo en este tema, el país de Finlandia, referente mundial en educación sacó ya definitivamente la caligrafía de su currícula educativa. Que es algo que ya no se usa, por el uso de la tecnología. Pero la maestra piensa que no está reñido el uso de la tecnología con la caligrafía. “Y pues no tenemos el mismo contexto histórico, cultural, social, político, tecnológico, educativo que Finlandia”.
No es que se vaya a buscar que se introduzca nuevamente en la currícula educativa como estaba antes de 1970, pero sí tratar que se vuelva a rescatar de alguna manera, hasta cierto punto de alguna forma debería estar presente, un maestro que de verdad ama esto, busca sus tiempos, cómo no. Hay mucha resistencia porque en verdad que con el uso de la tecnología este tipo de escritura parece estar obsoleta. Son cuestiones que creo habría que repensarlas y reelaborarlas y ponerlas en el tintero y decir cómo se va a hacer ahora, porque obviamente no sería de la misma manera en que se enseñó hace tantos años. El soporte ahora ya no es nada más físico, ahora es tecnológico. Hay cursos en internet de caligrafía, hay libros, ejercicios, para hacer esos trazos.

¡Ya estás suscrito a las alertas de noticias!

Ahora puedes configurar las notificaciones desde la campana

Cambio
“Le apuesto a dos cosas para enseñar y para aprender, y como maestro, y más como individuos, dos cosas que deberíamos hacer en las escuelas fundamentalmente; enseñar a leer con comprensión y a escribir con corrección”, enfatiza la maestra Elvira. Y se tiene un déficit tremendo en esto, la escritura y la lectura siguen siendo el 'coco”.
Como maestro se necesita una estrategia, si se va a trabajar la caligrafía se tiene que ver todo lo que está alrededor; desde mi contexto cómo le voy a hacer, cómo puedo interesar al alumno, cómo le voy a hacer entender que es importante que tenga una letra legible.
“El lenguaje es tu 'vestido', yo cambiaría la frase a: “dime cómo hablas, cómo escribes, y te diré quién eres”. El objetivo de la educación, de las escuelas, es crear un ciudadano o individuo que aprenda a prender, que sea autónomo, autodidacta. Una de las más importantes claves para el cambio siempre ha estado en la educación. Si no le apuestas a la educación estás perdido”, destaca Elvira Millán Velarde.

Importancia
La escritura es un instrumento básico, que va emparentado con la lectura. Un instrumento usado durante toda la vida y sumamente descuidado. Se tenía muy presente que la caligrafía era importante para la claridad en la escritura, además de que favorecía del desarrollo neuronal-cerebral; la motricidad fina, la precisión, la direccionalidad, la espacialidad, todos esto elementos que aunque parezca muy sencillamente, están presentes en la caligrafía y los desarrolla. Incluso la letra cursiva es más rápida, ya que no despegas la mano del papel.
“Teníamos que nos tocaba escribir las planas de caligrafía, letra cursiva con tintero y canutero. Luego alrededor de la década de los años 70 cambia el plan educativo a que se debe enseñar la letra de imprenta o letra script, por considerar que enseñar caligrafía, la letra cursiva, llevaba mucho tiempo, que era demasiado hacer esos trazos, había que simplificarlo, y hubo el cambio a la enseñanza de la letra impresa y la caligrafía se pasó a descuidar completamente. Considero que no se puede descartar una cosa por la otra”, expresa la profesora. Favorecía el aspecto lúdico, “eran imposibles de olvidar las cancioncitas que cantaba la maestra para guiar los ejercicios”, añade.
Que entre la caligrafía y todos esos aspectos que tienen que ver con el arte, porque esta escritura se ve como un arte, pero el arte está fuera de las escuelas, está ausente. “Tiene que ver con el desarrollo de la creatividad y la imaginación. Vamos rescatando todo aquello que pueda ayudar”, afirma Elvira Millán. Se tiene que trabajar la cuestión del arte porque te sensibiliza, una de las mayores cosas que te va a dar es precisamente esa idea de cómo tratar al otro, de cómo verte en el otro.

Estímulo
El proceso de la escritura a mano nos ayuda a desarrollar habilidades motoras finas en la infancia, que a la vez apoyan las habilidades de comunicación. Ciertas habilidades motoras se van perfeccionando desde el momento en el que el cerebro envía las señales a las manos. Con el incremento en el uso de aparatos tecnológicos, los niños tienen menos oportunidades de desarrollar destrezas necesarias para algunas tareas diarias, como abotonar la ropa, o atar los zapatos.
Promueve el pensamiento claro y la estructura natural. Al escribir a mano, se activa el órgano filtra la información que procesa, priorizando aquellas cosas en las que nos concentramos activamente, el cerebro pondrá mayor atención a lo que escribimos que en lo que ocurre a nuestro alrededor. Involucra habilidades como la memoria, la capacidad visual, motora y mental.

Habilidades
Esto también tenía un fin didáctico, que la letra fuera legible, ese sería lo principal, que el que te leyera pudiera entender. Más que en el sentido artístico.
Entre las habilidades se desarrollaba la direccionalidad al escribir, el que no se saliera la escritura de la raya. Era también concentrarte porque si te desconcentrabas pasaban accidentes, desde un mal movimiento, te salía mal un trazo y era sacar una más baja calificación; hasta tirar la tinta, mancharse. También las cuestiones cerebrales, trabaja el cerebro, la escritura es un proceso cerebral muy complejo.

Personalidad
La caligrafía como forma de expresión
Una cosa que perdemos por renunciar a las notas escritas a mano es la “huella digital” única, que cada uno de nosotros imprime a su redacción. Los rasgos de escritura son algo muy personal, especialmente en la escritura cursiva. Puesto que nuestros estilos de escritura son únicos, al sustituirlos por la tecnología estamos dejando de lado un identificador especial que nos distingue de los demás. La escritura es un reflejo de nuestra personalidad.

Soporte
Como maestro frente a un grupo de educación básica, en todo esto el apoyo de los papás es fundamental, si no tienes el apoyo de los padres de familia no te funciona, se necesita el apoyo invariable del padre, debe ser siembre un apoyo, el maestro no puede hacer milagros solo.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo