Estilo y vida

Cuántas veces a la semana se riegan los cactus y cómo saber si les falta agua

Aunque es bien sabido que los cactus no requieren muchos cuidados, no querrás que se te seque o se te pudra por ponerle poca o mucha agua

Por Joselyn Sánchez

-

Si eres amante de las plantas pero tienes poco tiempo para cuidar de ellas, un cactus resulta una excelente opción, principalmente porque al ser especies vegetales características de los desiertos, requieren poca agua, sin embargo, eso no implica que no lo riegues de vez en cuando.

Entonces, lo primero que tienes que saber es que un cactus se tiene que regar una vez a la semana, pero debes tener cuidado de que no coloques demasiada agua en la maceta, es decir, que no se forme un charco, porque si no secas tu planta por falta de agua, sí puedes hacerlo por exceso de la misma.

Sin embargo, algo que debes tener en cuenta es el tamaño de tu planta, pues si hablamos de un cactus pequeño o de tamaño mini, entonces debes regarlo una vez cada 15 días para evitar que el exceso de agua pueda dañarlo, sobre todo si el clima no es muy caluroso.

Entonces, como ves, el tiempo para colocar agua a tu cactus puede varias según el clima, así que, ¿cómo saber si le falta agua a tu cactus? La mejor forma de saberlo es observar la tierra alrededor, si la notas muy seca entonces es señal de que debes poner agua a tu cactácea.

Cuántas veces a la semana se riegan los cactus y cuidados FOTO: FREEPIK

Cómo regar un cactus y otras recomendaciones

Como ya vimos, los cactus no requieren muchos cuidados, sin embargo, al igual que otras suculentas, debes considerar algunos consejos para cuidar mejor de tu planta, y que se mantenga sana.

El mejor horario para regarlo. Dependiendo de tus horarios, riega tu cactus por las mañanas o por las noches que es cuando el calor está menos intenso y así el agua se puede absorber y aprovechar mejor, eso también te permitirá que no tengas que colocar agua de manera continua.

Riega con regadera. Si bien no es necesaria una regadera, sí se recomienda que riegues tu cactus de tal manera que le aplique un poco de agua cada vez, como si fuera lluvia, evita colocar el agua a chorros pues eso puede remover la tierra y dejar al descubierto las raíces, lo que podría provocar que tu planta se seque.

Incrementa el riego en verano. Como ya decíamos, algunas temporadas del año son más calurosas, como el verano, así que durante este periodo que las temperaturas alcanzan niveles extremos en algunas partes, riega tus cactus tres veces por semana, es decir, cada tercer día.

Evita inundar la planta. A la hora de regar tu cactus coloca agua poco a poco, evita que se formen charcos, y cuando veas que el agua comienza a salir por la parte inferior de la maceta, deja de regar.

No riegues bajo el sol. A la hora de regar tu cactus es preferible que lo coloques en la sombra para que el agua no se evapore rápidamente, además no olvides que el agua debe caer solo en la tierra y evitar la piel de las cactáceas, pues eso puede ocasionar que crezcan hongos o bacterias.

Que le de sombra y luz. Como los cactus son criados en invernaderos, algunas especies no se adaptan bien a estar todo el tiempo bajo el sol, por eso busca un espacio en donde reciban sol y sombra o cámbialos de lugar durante el día, en la mañana que reciban sol y cuando los rayos estén más intensos cámbialos a la sombra.

Disminuye el riego en verano. Si bien en verano hay que regar de manera más contante tus cactus, en invierno es mejor reducir al mínimo el agua, por eso se recomienda que humedezcas un poco la tierra cada que notes que esté seca, sin que llegue a drenarse.

Te puede interesar

Cuidalos del frío. Como ya decíamos, los cactus son plantas de climas calurosos, por lo que debes cuidarlos muy bien cuando haga mucho frío para que no sufran quemaduras, así que cuida que no sean expuestos a temperaturas menores a los 7 grados centígrados y cuando los días estén así, evita regarlo.

Síguenos en

Temas