Estilo y vida

Pequeños empresarios

La importancia de desarrollar en los niños, el interés por el emprendimiento.

Por: Andrea Montenegro

Emprendimiento.

Emprendimiento.

Al pensar en un emprendedor, lo primero que se viene a la mente será una persona adulta. Pero en ocasiones, si se investiga la historia de algún empresario exitoso, se sabrá que desarrolló desde niño su interés por el emprendimiento y que desde la infancia, comenzó con pequeños ‘negocios’.

“En la edad temprana, el ser humano tiene mucho más despierto el factor de la creatividad. Entre más jóvenes empecemos a desarrollar la generación de ideas, va a fluir más fácil, porque tenemos mucho más amplio nuestro margen creativo”, explica Morayma Yaseen Campomanes, subsecretaria de Planeación Económica en la Secretaría de Desarrollo Económico del Estado, quien hablará sobre los pequeños emprendedores.

Al crecer, la persona se va limitando por un tema de aceptación social. Por el querer pertenecer y ser bien visto por los demás y por pensar en el qué dirán. “De niño eres más libre y dejas volar esa creatividad y fluir esas ideas”.

Por lo que es muy importante que desde las primeras edades, se empuje a los niños a vivir el emprendimiento, ya que es cuando tienen la mayor generación de ideas. Su mente está abierta a crear. Y así desde chiquitos podrían ellos forjarse ya una idea que en el futuro, podría ser una gran empresa.

Hay muchas historias de lideres empresariales que tuvieron la semilla del emprendimiento desde pequeños.

Esfuerzo

“A los adultos nos toca decirle a nuestros niños: tú puedes vivir tu sueño: tú puedes crear una gran empresa; tú puedes ser emprendedor, y motivarles esas ideas y ayudarlos a que las desarrollen. Todos somos emprendedores”, manifiesta Morayma Yaseen.

Los padres, cuando encuentren en sus hijos estas inquietudes de emprendimiento, motívenlas. Nada de decirle estás loco, esa idea es muy tonta, es absurda. “Si el proyecto no es bueno, no va a funcionar, mejor invítalo a reflexionar, ayúdale a cuestionar su pensamiento para que él mismo llegue a esa conclusión, pero no le digas que fue tonto”. Invítalo a que piense en otra cosa que si sea factible.

Si se les ayuda, los niños pueden comenzar a generar sus propios ingresos. haciendo algo que les guste, usando sus talentos o con lo que ya tienen en casa, con inversiones mínimas

“Déjalos que desarrolle su parte comercial si quiere vender dulces en su salón de clases, cómpraselos para que venda, vale la pena la experiencia. Y ayúdalo a analizar en cuánto tiene que vender cada dulce, para que realmente sea un negocio, recupere la inversión y tenga una ganancia. Para emprender no hay edad, no hay género, todos podemos emprender”, afirma la funcionaria.

Labor

En el estado, por parte del gobierno hay un programa llamado Jóvenes Sinaloa Emprende. Es para jóvenes a nivel preparatoria y universidad, para que los muchachos puedan desarrollar ideas de proyectos, y aquellas que resultan con factibilidad, se vinculan de manera directa con el programa formal de incubadora donde pueden desarrollar su negocio.

Apoyo

- Escuchar activamente a tus hijos y ponerte al nivel de ellos.

- No les condiciones sus actividades de juego.

- Dales la mayor cantidad de experiencias, cursos y actividades sin saturarlos.

- Ayúdales a identificar un problema, que piensen en las soluciones posibles, los pros y los contras y después elijan la mejor opción.

- Ayúdales a aprender del fracaso y que deben intentarlo de nuevo.

- Déjalos tomar decisiones.

Ideas para emprender para los niños:

Paseo y cuidado de mascotas. Artesanías, manualidades; regalos originales, personalizados hechos a mano. Elaboración de bisutería. Venta, renta de videojuegos. La venta de prendas y artículos de segunda mano. Repostería, elaboración y venta de cupcakes, galletas, postres.

En esta nota:
  • emprender
  • niños
  • emprendimiento
  • empresario
  • negocio