Selecciona tu región
Guamúchil

Cerro Bola, Salvador Alvarado se está quedando en soledad

Por falta de niños hace aproximadamente 15 años que dejaron de operar el kínder y la primaria, que dicho sea de paso, eran del Conafe.

Por Bardo Villa Castro

-

Guamúchil, Sinaloa.- Gracias a la agricultura y ganadería la comunidad Cerro Bola, Salvador Alvarado tuvo una muy buena época, pero lamentablemente en la actualidad dicho poblado va en declive, pues se está quedando sin habitantes.

Algunos ciudadanos explican que la mayoría de las personas que le dan vida al poblado son adultos mayores, no se ven niños ni jóvenes en las calles, pues aseguran que cuando se llega el momento de estudiar la universidad se van a radicar a diferentes ciudades y ya no vuelven a Cerro Bola, al contrario, se llevan con ellos a sus padres, es por eso que ya se empiezan a notar varias casas solas.

Cabe señalar que Cerro Bola está ubicado por la autopista Benito Juárez, como a 25 minutos de camino hacia el sur de Salvador Alvarado, para ser más precisos, está detrás de la comunidad Agustina Ramírez, Angostura.

“La escuela tiene añales abandonada, pues no hay niños de primaria ni de kínder, y los jóvenes que ya agarraron su carrera ya no vuelven, se quedan ya sea en Guamúchil, Culiacán o donde logran acomodarse a trabajar.

Podríamos decir que Cerro Bola es un pueblo de puros adultos, en casas vive solamente una persona, en otras dos, en muy poquitas algunas más, pero sí se puede ver que hay varias casas que están solas, esto porque lamentablemente sus ocupantes ya fallecieron y nadie de sus familiares se viene a habitarla.

Lamentablemente poco a poco la comunidad se está quedando sola, y a los que aquí seguimos no nos queda de otra más que echarle ganas para salir adelante, porque la situación está muy difícil.

Las autoridades municipales de Salvador Alvarado de alguna u otra manera nos ayudan en eso, ya que mandaron construir una planta potabilizadora de agua, que según la va a distribuir clarita en las casas, esperemos que así sea, porque nosotros la agarramos del arroyo y viene muy chocolatosa, sucia, entonces cuando llueve uno tiene que limpiar bien el techo de la casa para agarrar la que cae de los chorros y esa utilizarla para diferentes cosas.

La mayoría de la gente aquí se dedica a la ganadería y a la agricultura, pero algunos están a punto de tirar la toalla, pues ven que las vacas ya no son negocio, es por eso que ya varios dejaron la actividad y mejor le están entrando a sembrar, aunque también ahí hay detalles, pero de perdida les queda algo para subsistir.

Últimas noticias locales en los siguientes enlaces:

Noticias Guamúchil, Noticias Sinaloa

Algunas personas tienen sus corrales de vacas aquí en Cerro Bola pero viven en Guamúchil y casi a diario vienen a alimentarlas y a sacarlas a pastorear. El pueblo se está quedando tan solo, que en ocasiones me siento debajo de los árboles y no veo pasar a nadie. Considero que poco más de 50 personas son las que habitan aquí, y lo lamentable es que no hay niños para que ellos continúen con la generación, y de seguir así, pues en los próximos años Cerro Bola será un pueblo fantasma”, dice Ofelia Inzunza.

Síguenos en
Más sobre este tema