Guamúchil

En busca de artículos para las fiestas patrias

El espíritu tricolor durante el mes de septiembre se complementa con diversos artículos alusivos.

Por  Ramón López

Las fiestas se están acercando.(EL DEBATE)

Las fiestas se están acercando. | EL DEBATE

Guamúchil, Sinaloa.- Este mes de septiembre el fervor patrio vive en cada mexicano y esto se ve reflejado en cada rincón de la ciudad, pues todo se pinta de verde, blanco y rojo. Una de las expresiones que más se ve es la de vestirse con algún atuendo tricolor en festivales escolares, colocar banderas o adornos alusivos a estas fechas en el trabajo, el carro, la casa o algún evento que se tenga, por lo que la gente busca artículos de temporada.

Ángeles Limón, encargada de una conocida mercería en el Centro de la ciudad de Guamúchil, comenta que un ajuar para niña puede costar desde 180 a 200 pesos, que incluye vestido o conjunto de blusa y falda para verse acorde a estas fechas tan importantes para los mexicanos.

Por otra parte, para la decoración en escuelas y oficinas, también buscan lo que son banderitas tricolor, así como figuras de charros o campanas.

AYÚDANOS Da click a la estrella de Google News y síguenos

De las niñas, para que se vean más coquetas, vienen a buscar las trenzas, las peinetas decoradas con flores y moños tricolores”, señala.

Trenzas, molotes y collares son parte de la vestimenta. / Fotografía: Daniel Ayala EL DEBATE

Respecto a los moños, Ángeles explica que también hay para niño, que son los corbatines de charro y también son solicitados los rifles y carrilleras.

Asimismo, expresa que también buscan el disfraz para la Danza de los viejitos, pues en estas fechas es muy popular y la gente lo procura.

Para complementar el ajuar mexicano, tanto grandes como chicas, solicitan mucho los accesorios como las trenzas grandes con sus flores, las diademas o los collares, que es lo que más se vende para niñas y mujeres; mientras que para los niños les solicitan los rifles, carrilleras y hay personas que también llega buscando paños para completar el vestuario de sus hijos en algún festival o kermés.