Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
Fotografía: Daniel Ayala / EL DEBATE

Fotografía: Daniel Ayala / EL DEBATE

Guamúchil

Familias desplazadas vuelven a sus hogares en la sierra

Desde hace cinco años fue cuando decidieron volver a sus hogares, donde han estado en paz y tranquilos de su seguridad
Avatar del

Por: Abigaíl Soto

Guamúchil, Sinaloa.- Habitantes que fueron desplazados de las comunidades de la sierra de San José de los Hornos y Ocurahui, en el 2011, regresan a sus pueblos natales para vivir en la tranquilidad de sus hogares, siendo hace cinco años que la tranquilidad volvió a ser la misma.

Los testigos de los altos índices de violencia  en las alturas de la sierra mencionan que desde su regreso han vivido en paz y han vuelto a ser los días como antes. Señalan que el evento traumático que vivieron nunca lo olvidarán, porque varias casas fueron quemadas y destrozadas, el conflicto entre unas personas empezó a sembrarles temor, los gritos y llantos fue la principal causa de alerta, por ello se desplazaron a otros lugares, porque dentro de las comunidades no había autoridad y prefirieron salir a refugiarse a otro lugar, pues nunca habían sido parte de un encuentro tan desafortunado. 

Pocas casas siguen deshabitadas en estos momentos / Fotografía: Daniel Ayala EL DEBATE

El volver a la tranquilidad del bosque, al ambiente natural, a sus hogares, a la paz en que vivían y tener de vuelta todas las riquezas que les da la sierra, es el motivo principal de su regreso, pues intentaron tener una vida en la ciudad, pero su razón está en los pueblos de San José de los Hornos y Ocurahui, en los  que siempre habían vivido, donde habían hecho su vida y sus tiempos. 

Mónica Espinoza comenta que la experiencia de la ola de violencia que se vivió fue muy triste; “El ver cómo la gente gritaba y el tormento que no se acababa era un infierno en ese momento, no nos importaron las pertenencias, queríamos salvar nuestras vidas. Muchos salimos corriendo por el bosque, otros se quedaron en sus casas porque tenían temor”.

Pasaron años en los que los pueblos estuvieron solos, sin embargo, son muy unidos y decidieron regresar cuando vieron que la tranquilidad estaba de vuelta. Solo en la comunidad San José de los Hornos tenían alrededor de 60 casas habitadas antes del problema de violencia que vivieron y hoy la mayoría de los habitantes han vuelto.

Un 80 por ciento de los habitantes de las comunidades San José de los Hornos y Ocurahui han vuelto, pero solo aquellas personas que encontraron mejores oportunidades en la ciudad son las que siguen fuera, pero siguen visitando su pueblo natal, en ningún momento se les desterró, ni nada”, expresó.

La mayoría de los habitantes están regresando a sus hogares / Fotografía: Daniel Ayala EL DEBATE

El señor José Rey fue una de las personas que vivieron la violencia de los pueblos desplazados, pero desde hace cinco años volvió a su lugar de origen, tierras que lo vieron nacer, donde espera pasar el resto de su vida. Comenta que nunca había mirado tanta violencia, motivo por el cual buscaron cómo salir del lugar, “a pesar de lo que se dice de la sierra, nunca habíamos sido parte de un evento de esa magnitud”

Sin embargo, vuelven a sus hogares con mayor tranquilidad, pues desde ese entonces no han tenido complicaciones, tienen deficiencias por las lejanías, pero nunca problemas de violencia.

En esta nota:
  • Guamúchil
  • Familias
  • Desplazados
  • Hogares
  • Sierra
  • Badiraguato