Guamúchil

“La vida ha sido dura con nosotros los pobres”: José

El hombre de la casa hace 16 años perdió su pierna izquierda debido a una enfermedad.

Por  Dalia Sagaste

Los abuelos se hacen compañía el uno al otro.(EL DEBATE)

Los abuelos se hacen compañía el uno al otro. | EL DEBATE

Guamúchil, Sinaloa.- Una pareja de ancianos se encuentra viviendo de lo poco que el gobierno les brinda como apoyo. El hombre de la casa hace 16 años perdió su pierna izquierda debido a una enfermedad que le provocó esta discapacidad.

Anteriormente él se dedicaba a trabajar bajo los rayos del sol en las tierras del campo, pero después de este lamentable hecho se vio obligado a pasar el resto de su vida postrado en una silla y a arrastrarse por la tierra para poder moverse de un lugar a otro.

José Ramón Heráldez Bojórquez, quien es la cabeza de este humilde hogar, se ha visto en la necesidad de trabajar en empleos que no requieren de un esfuerzo físico, es por eso que se ha dedicado a pelar cacahuate desde su hogar.

Esta pareja de abuelos se debe conformar con solo dos cuartos que dan pie a una vivienda hecha de terrado y techo de palma cubierta con hule negro, la habitación donde duermen no está terminada, le falta una pared.

La vida de las personas ancianas se torna muy complicada, porque muchos sufren el abandono de la familia o en ocasiones su pérdida, y estas frágiles personas no cuentan con el respaldo y apoyo de los que más quieren.  

Por su parte, la señora Juana Gálvez Velázquez, esposa del señor José Ramón, expresó que de los ocho hijos que tenían, actualmente quedan con vida cinco, los cuales los visitan muy a lo largo.

Expresaron que el gobierno les ayuda con despensas y el dinero que les dan a las personas de la tercera edad; con tristeza comentaron que este dinero se va directo a la tienda en donde les dan la comida fiada.

Asimismo, dijeron que en estos momentos están requiriendo de un techo para un cuarto que tienen a unos metros de la casa.

“Si nos ayudaran a techar este cuarto que está separado nos beneficiarían mucho, porque así ya podemos vivir más tranquilos y un poco mejor, ya no estaremos tan expuestos al clima tan cambiante de este lugar en el que nos tocó vivir, ya nos sentiremos más a gusto”, citó.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo