Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0

Las crecientes de los arroyos, verdugos de la sierra

MOCORITO

00

Mocorito,Sin.- Las primeras lluvias empezaron a registrarse en las zonas alteñas del municipio de Mocorito, y junto con las esperadas aguas pluviales llega también el temor y la incertidumbre por la crecida de los arroyos en las comunidades y el gran peligro que éstos simbolizan para los habitantes de los poblados.

Tragedias diversas han marcado a los arroyos La Igualama y El Valle, en Mocorito, en donde las personas ignorantes de la furia de los mismos introducen sus vehículos, los cuales terminan siendo arrastrados por las turbulentas corrientes y como resultado ya se han perdido vidas.

Recomendaciones. El alcalde de Mocorito, José Eleno Quiñónez, reconoce la preocupante situación e invita a cada ciudadano a no aventurarse a las aguas; "si el arroyo trae agua lo recomendable es esperar, no queremos más decesos lamentables, sería muy penoso", comentó.

La realidad es que ni el municipio ni la ciudadanía están cien por ciento preparados para afrontar una problemática de este tipo.

Los arroyos crecen y pueblos enteros se quedan incomunicados, muchas veces sin servicios ni alimentación.

En la sierra de Mocorito desde la comunidad La Huerta empieza el peligro, justo después del megapuente que se edifica en la entrada del poblado, después del mismo, incluso pasando La Huerta, hay decenas de caudales, desde ahí hasta la comunidad La Tasajera, en el espesor de la sierra. Uno de esos es el arroyo La Igualama, el cual ya ha cobrado la vida de dos infantes y ha arrastrado a diversos vehículos, uno en el año 2009 y otro más en el 2011; en el último hecho desapareció un niño de 3 años, habitante de la comunidad Potrero de los Gastélum, y su pequeño cuerpo nunca fue encontrado, pese a que centenares de personas de diversas rancherías se organizaron para buscar y dar con el paradero del niño. La alcaldesa en aquel entonces, Gloria Himelda Félix, no tendió su mano de apoyo a los dolidos residentes, quienes por su propia cuenta, con recursos propios y dejando de trabajar sus tierras, buscaron al menor por más de un mes, sin éxito.

<a href="https://twitter.com/DBT_Guamuchil" class="twitter-follow-button" data-show-count="false" data-size="large">Follow @DBT_Guamuchil</a>

<script>!function(d,s,id){var js,fjs=d.getElementsByTagName(s)[0],p=/^http:/.test(d.location)?'http':'https';if(!d.getElementById(id)){js=d.createElement(s);js.id=id;js.src=p+'://platform.twitter.com/widgets.js';fjs.parentNode.insertBefore(js,fjs);}}(document, 'script', 'twitter-wjs');</script>

<div class="fb-like-box" data-href="https://www.facebook.com/DebateGuamuchil" data-width="600" data-height="400" data-colorscheme="light" data-show-faces="true" data-header="true" data-stream="true" data-show-border="true"></div>