publicidad
Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Una historia que pasó del deporte a los hospitales y juzgados

GUASAVE

Guasave.- El menor Luis Alfonso y su amigo Efraín Espero Bojórquez comparten una historia en común. Ambos fueron baleados aquella tarde del 6 de julio del 2012 por elementos de la Policía Ministerial y parece que su historia de recorridos en hospitales y juzgados no terminará. Fueron citados al Juzgado Penal para realizar una serie de diligencias, pero su caso no fue atendido pues los médicos legistas están de vacaciones.

Trinidad Amezcua y Julio Castillo están indignados por el trato que han recibido hasta el momento en materia de justicia, pues están sin abogados.

La madre de Luis Alfonso afirma que desde el 31 de diciembre su hijo duró internado y luego enfrentó una depresión que ha tenido que ser atendida por profesionales que les mandaron del gobierno del estado.

Esa es la historia de una familia que desde julio del 2012 dio un giro. De los campos de futbol pasaron a hospitales y juzgados

Twitter: @DBT_Guasave

Facebook: ElDebateguasave