Selecciona tu región
Los Mochis

Consulta popular daría legitimidad a proyecto petroquímico en Topolobampo, Sinaloa

Aunque no hay fecha oficial, GPO confía en que el Gobierno federal defina la consulta sobre la planta de fertilizantes para finales de octubre o principios de noviembre

Por María de Jesús Estrada

-

Los Mochis, Sinaloa.- Serán los ahomenses quienes darán legitimidad al magno proyecto petroquímico en Topolobampo si deciden votar a favor de la aplicación de la billonaria inversión en plantas de amoniaco, urea y metanol en el puerto de Topolobampo, Ahome, a cargo de Gas y Petroquímica de Occidente (GPO).

“Seguimos avanzando, básicamente, en los tres niveles de Gobierno (municipal, estatal y federal). Se está moviendo y todo nos hace pensar que esta consulta popular tan importante está ya por llevarse a cabo muy pronto. 

“No tenemos todavía datos precisos ni fechas, pero sabemos que el Gobierno federal está trabajando de manera muy acelerada para llevar a cabo esta consulta que tanto necesitamos, tanto como empresarios como Gobierno, para darle legitimidad al proyecto. Podría ser a finales de mes o a principios de noviembre. No vemos una fecha más extendida porque el interés a nivel nacional existe, porque es una inversión muy importante; y no solo por el monto que representa, sino por la cantidad de trabajo que vamos a promover”, expresó Arturo Moya Hurtado, director general de GPO.

En entrevista para Debate, el representante de la empresa GPO se dijo totalmente a favor de la realización de este ejercicio democrático y participativo que definirá el Gobierno federal y que tiene como único objetivo que las comunidades expresen su aprobación o negación a este proyecto.

“Estamos trabajando para que la gente de Ahome participe en esta consulta porque serán ellos los que van a decidir si hay o no hay proyecto”, resaltó.

Moya Hurtado dijo que, de obtener la aprobación de los pueblos ahomenses en la consulta popular, todos los demás obstáculos que todavía existen quedarán resueltos por esa legitimidad que representa la consulta.

Arturo Moya Hurtado, director general de GPO. Foto: Debate

Un Sinaloa industrial

El directivo informó que los opositores al proyecto han presentado, hasta el momento, siete amparos, cinco en materia ambiental y dos por inconformidad de grupos indígenas. Los primeros cinco, dijo, ya fueron subsanados ante tres jueces federales, pero debido a la inconformidad por la resolución, al momento todos fueron turnados a la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN).

A pesar de los retrasos, Moya Hurtado expone los beneficios que traería el proyecto a Sinaloa puesto que el estado dijo por su geografía privilegiada, posee todo el potencial de convertirse, si no en la entidad federativa más importante del país en cuanto a industria se refiere, sí sería una de las más importantes, resaltó Arturo Moya Hurtado. 

“Podríamos convertir a Sinaloa en el próximo Nuevo León, porque lo tenemos todo, la situación geográfica privilegiada y la materia prima. Una vez que consolidemos nuestro proyecto, va a venir una derrama económica nunca antes vista de otros proyectos, y esto se refleja en riqueza, progreso y, lo más importante, empleos, empleos bien remunerados”.

GPO en Topolobampo pone en marcha programas de apoyo a pueblos indígenas de la región y opera desde oficinas propias. Foto: Debate

Dijo que se tiene todo para hacer que Sinaloa pase de ser un estado con producción primaria (agricultura, ganadería y pesca), a explotar los recursos naturales y convertirlo en la principal potencia de todo el país.

El consolidar la planta de GPO, resaltó, será la puerta de entrada a muchas más inversiones millonarias que generarán empleos y riquezas, porque se tienen los recursos naturales para ello, el gas natural y la geografía privilegiada.

“Los recursos humanos y naturales que tenemos hacen que sea una apuesta fácil, una apuesta ganadora, y que nosotros identificamos hace 12 años para desarrollar de manera muy importante el estado y, de manera muy puntual, trabajar de la mano del Gobierno federal para convertir a Sinaloa, al noroeste del país, en la zona agrícola más importante de México. Que nuestros agricultores saquen ventaja de los campos tan fértiles que tenemos y que no hemos podido explotar al máximo ni de manera eficiente por la falta de la materia prima, que es lo que nosotros vamos a hacer: producir la materia prima para que todo el empresariado que está en el sector agrícola pueda invertir de manera segura y, día a día, cumplir el objetivo primario de esta Administración, que es menos dependientes de las importaciones de alimentos y, de alguna manera, trabajar para que México alcance esa autosuficiencia alimentaria que es tan importante para cualquier país y que, en nuestro caso, lo podemos lograr porque lo tenemos todo”.

Desde hace tres años se inició el proyecto en Topolobampo, igual cantidad de tiempo en que ha estado detenido por diversos amparos. Foto: Debate

Inversión

Arturo Moya Hurtado reveló que, aún cuando todavía no inicia la construcción de la primera etapa del complejo petroquímico, la empresa Proman, quien subsidia a GPO, lleva invertidos más de 200 millones de dólares.

“El complejo petroquímico que Proman desarrollará en Topolobampo, en Sinaloa, es una inversión total de 5 mil 500 billones de dólares. La inversión más importante que nunca jamás se ha tenido en Sinaloa y es la inversión más importante que en el sector petroquímico existe en nuestro país”, agregó.

Los 5 mil 500 billones de dólares, explicó Moya Hurtado, se darán en un lapso de 10 años y consta de tres etapas. 

La primera, dijo, es la planta de fertilizante amoniaco, con una inversión de cerca de 1200 millones de dólares, cuya infraestructura tendrá una capacidad de 800 mil toneladas, la cual podría comenzarse a construir el próximo año y estaría funcionando a finales de 2024.

La segunda etapa sería una planta de urea, de cerca de un millón de toneladas, y la inversión es de más de 2 mil millones de dólares.

La tercera etapa sería una planta de metanol con una capacidad de 1 millón 400 mil toneladas, cuya inversión será de más de mil 500 millones de dólares.

“Para la construcción de estas tres plantas, que tardaría 10 años, se estaría empleando a 2 mil 500 personas de manera directa, pero de manera indirecta, por todos los empleos que se generarán, se habla de más de 12 mil 500 empleos indirectos que surgirán a raíz de nuestra inversión. Por eso se le llama un proyecto tractor, porque, si bien, generará empleos directos, es mucho más lo que generará de manera indirecta”.

Dijo que el objetivo es convertir a Sinaloa en el estado más rico y progresista de todo el país, “eso es nuestro reto, y para eso trabajamos todos los días de la mano de los tres niveles de Gobierno. Tenemos la oportunidad de oro de que nuestro Estado deje de ser de materia prima y pase a ser el más importante industrialmente hablando”.

Medio ambiente y juicios de amparo

Ante decenas de manifestaciones en contra de la construcción de este proyecto en el puerto ahomense, el responsable de GPO explicó que la tecnología que será aplicada en este complejo industrial permitirá, no solo cuidar la bahía, sino abonar al cuidado de la misma y recuperar los espacios que han sido dañados ambientalmente de manera natural. 

“Se dice, sin fundamento, que vamos a contaminar, pero nuestro complejo no va a contaminar nada porque tendremos la tecnología más avanzada en todo el mundo. Vamos a tener las plantas más seguras y ambientalmente amigables de todo el mundo. Nuestros procesos no van a contaminar, sino que también participarán de mano de las autoridades y de la comunidad en proyectos que van a beneficiar ambiental y socialmente a la comunidad. Nuestra empresa está abocada a trabajar e invertir en la remediación de la bahía de Ohuira, que repercutirá en que la bahía sane y se beneficie a la comunidad pesquera”.

“Las personas que se oponen a nuestro proyecto se han amparado y nos han acusado de daños ambientales y han interpuesto cinco amparos por cuestiones ambientales, mismos que los tres jueces federales, con sede en Los Mochis, la sentencia ha sido favorable al proyecto. Los tres jueces federales han dicho judicialmente que nuestro proyecto no contamina, lo mismo dice la autoridad a través de Semarnat. Tenemos todos los permisos y han hecho todo tipo de auditorías, comprobando que nuestro proyecto no contamina ni es enemigo de cuestiones ambientales”, explicó. 

Aclaró que será la Suprema Corte de Justicia de la Nación quien dicte la sentencia final y, cualquiera que esta sea, la empresa GPO y Proman la acatarán de inmediato; sin embargo, dijo, están confiados en que ésta se dé muy pronto y será a favor del complejo industrial. 

Para entender...
Solo con consulta popular se hará la planta, dijo AMLO

La construcción de la planta de amoniaco en Topolobampo y todo el complejo petroquímico solo avanzará si el proceso es aprobado por una consulta ciudadana, informó el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, en la conferencia mañanera realizada en Culiacán el pasado 5 de agosto del 2020. 

“Solo con consulta. Y será difícil porque hay protestas, hay grupos que no la aceptan”, dijo.

Leer más: Un golpe para la agricultura en Sinaloa el repunte de fertilizantes

El presidente dijo que desde Gobierno federal no se impondrá nada a los pobladores de este municipio, por lo que deberán esperar a que ese ejercicio se lleve a cabo.

Suma volcán Popocatépetl cinco explosiones y 96 exhalaciones en 24 horas
Síguenos en
Más sobre este tema