Los Mochis

"Es muy peligroso jugar con fuego"

LOS MOCHIS
Avatar del

Por: @bonnaharo

Los Mochis, Sinaloa.- Hace 3 años, un descuido marcó a Jesús Ramón Luque Valdez para toda la vida.

Fue en Higuera de Zaragoza, cuando su tío quemaba "mochomos" con gasolina, mientras él y su prima jugaban cerca.

"Se le incendió el tambo y lo tiró y me pegó en la cara", relató.

Su carita se quemó, y hoy unas cicatrices resaltan en la carita del pequeño valiente, que asegura sentirse bien, a pesar de sus heridas, pues los médicos del Hospital Shriners actuaron rápidamente para curarlo.

Como si fuera ayer.

Tanto el pequeño como su familia recuerdan aquel día perfectamente.

>

Jesús Ramón tenía 5 años.

"Casi no me dolió. Fue muy rápido", aseguró.

Sin embargo, está consciente que pudo haber sido peor, por lo que agradece la atención oportuna y certera que recibió.

Hoy en día, el pequeño cursa la primaria en la escuela General Antonio Rosales de Higuera de Zaragoza.

Su sueño es llegar a ser trillador, siguiendo los pasos de su padre, Ramón Luque, que se dedica al campo.

Mary Valdez, su madre, se dedicó de lleno a cuidar a sus 3 hijos, a quienes disfruta intensamente día a día.

Durante el festejo que Fundación Shriners organizó para los pequeños, Jesús Ramón se divirtió a lo grande, como cualquier niño de su edad.

No se juega con fuego.

De aquella amarga experiencia, que sin lugar a dudas preocupó enormemente a los padres de Jesús Ramón, quedó precaución de no jugar con fuego, pues puede dañar gravemente, incluso hasta llegar a la muerte.

Afortunadamente, para Jesús Ramón sólo fue un susto que le permite ahora poner de ejemplo para que los demás niños, y sobre todo sus padres tengan cuidado al usar gasolina, juegos pirotécnicos, o cualquier producto inflamable.

"A los niños que juegan con lumbre les diría que es peligroso jugar con fuego", manifestó.

Síguenos en Twitter: @DBT_LosMochis

Facebook: ElDebateLosMochis

En esta nota:
  • pequeño
  • Jesús Ramón
  • niño
  • descuido
  • Higuera de Zaragoza
  • gasolina
  • incendió
  • heridas
  • médicos
  • Hospital Shriners