Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0

Formal prisión a tres policías por desaparición de un joven

LOS MOCHIS

Los Mochis, Sinaloa.- Los tres agentes de la Policía Municipal de Ahome a quienes se les acusa del delito de desaparición forzada de personas en perjuicio de un joven de Constancia, y que se entregaron ante las autoridades, permanecerán presos al dictarles el Juzgado Segundo de Primera Instancia del Ramo Penal de Ahome el auto de formal prisión. La resolución se emitió a las 15:30 horas de ayer en contra de los preventivos Jorge Cota Jiménez, Óscar Guadalupe Huicho Puente y Jorge Martínez Santos, quienes se entregaron ante la Policía Ministerial del Estado el pasado fin de semana.

A ellos se les acusa de ser los probables responsables de la desaparición de Román Alberto Soto Vázquez, el 17 de noviembre de 2013, tras una persecución que inició en esta ciudad y culminó en Mochicahui, El Fuerte.

El Código Penal Para el Estado de Sinaloa establece una pena de 25 a 40 años de prisión a quien cometa el delito de desaparición forzada de personas, y en caso de tratarse de servidores públicos, una inhabilitación para el desempeño de cualquier cargo público, empleo o comisión públicos de 10 a 20 años.

Vicios en la averiguación y proceso.

Los abogados Jesús Murillo Ríos y Julio César Gálvez Montoya, defensores de los agentes policías detenidos, aseguraron que la averiguación que integró la Procuraduría General de Justicia del Estado sobre la supuesta desaparición del joven de La Constancia, está viciada y plagada de errores y el Juzgado Segundo del Ramo Penal actuó bajo consigna y presión de la misma PGJE para perjudicar a los agentes preventivos.

"Todo está muy claro, los supuestos testigos se contradicen en sus declaraciones, hay un socorrista que lo llevaron a declarar con engaños a un domicilio en Constancia y asentaron que fue aquí en Los Mochis y él asegura que lo que dice en su supuesta declaración es falso pero a él lo obligaron a firmarla sin leerla", comentó el abogado Julio César Gálvez Montoya.