Mazatlán

Asesinan a dos hombres en el municipio de Concordia

El doble crimen ocurre en el exterior de un restaurante que está a la orilla de la supercarretera

Por  El Debate

El cuerpo de sin vida de uno de los atacados quedó junto a una máquina. Foto: EL DEBATE

El cuerpo de sin vida de uno de los atacados quedó junto a una máquina. Foto: EL DEBATE

Concordia.- Dos hombres fueron asesinados a balazos en la parte posterior de un restaurante que se ubica a orillas de la carretera de cuota Mazatlán-Durango, en el municipio de Concordia

El ataque fue perpetrado por un grupo armado que dejó regados en el patio al menos 100 casquillos de bala para fusil AK-47, conocidos como “cuerno de chivo”

Foto: EL DEBATE

Al lugar acudieron policías municipales de Concordia e investigadores de la Vicefiscalía para iniciar con la carpeta de investigación.

Las víctimas fueron identificadas como Juan Luis "N" de 33 años de edad e Israel "N" de 35 años, ambos comerciantes.

El ataque

La información que se obtuvo en el lugar del doble crimen señala que a las 15:30 horas, sujetos armados a bordo de vehículos arribaron al restaurante y se estacionaron en la parte posterior. 

Allí le dieron muerte a un hombre que se encontraba junto a una retroexcavadora, a la cual también le dispararon y causaron daños en el cristal de la cabina y le poncharon un neumático. La víctima quedó tendida bocabajo. 

Se trata de un hombre de pelo cano que vestía pantalón negro y camisa gris. Alrededor del cadáver quedaron regados más de 40 casquillos de arma larga. 

Foto: EL DEBATE

A unos 50 metros de distancia se ubicó el segundo cadáver, que estaba bocarriba. Decenas de casquillos quedaron esparcidos a su alrededor. 

El personal del restaurante se ocultó para no resultar herido. Una vez que dejaron de escuchar las detonaciones y se cercioraron que los desconocidos se habían retirado, solicitaron la intervención de las autoridades policiales. 

Tragedia

Gritos y lágrimas de los familiares de los asesinados se escuchaban por la zona pidiendo justicia por el acto tan ruin que se había perpetrado en el lugar. No daban crédito a lo que había pasado. 

Según personas del lugar, uno de los asesinados trató de huir al monte y esconderse de los agresores, pero lo alcanzaron y terminó muerto debajo de un tejaban. 

De la otra persona fallecida solo se supo que al bajar de la retro excavadora recibió los balazos y quedó al lado de la máquina.

La zona fue custodiada por militares, policías federales, estatales y municipales del municipio de Concordia. 

Le brindaron seguridad a peritos en criminalística que realizaron un trabajo fotográfico y levantamiento de evidencias que quedaron esparcidos en el estacionamiento.