Mazatlán

El abasto de las medicinas aún no se corrige en Mazatlán

Se surte el 90 por ciento de las recetas y el resto se sustituye por otros fármacos; la escasez de algunos medicamentos es generalizada, pero se trabaja para atender el problema

Por  Blanca Regalado

La falta de medicamentos complica la atención de los pacientes.(EL DEBATE)

La falta de medicamentos complica la atención de los pacientes. | EL DEBATE

Mazatlán, Sinaloa.- María Luisa Martínez tiene diabetes y dice que en los últimos meses ha padecido por la falta de medicinas. Su tratamiento es tener una dieta adecuada, ejercitarse y tomar sus medicinas para mantenerse controlada.

Pero el retraso de las medicina no se soluciona. Desde que inició el año nunca le han otorgado la medicina puntal. Tiene que dar una, dos y hasta tres vueltas para surtirla.

Solución

Ante la quejas que hay sobre el faltante de medicinas, el director del Centro de Salud, Jesús Manuel Santiago, explicó que se ha ido atendiendo el abasto.

AYÚDANOS Da click a la estrella de Google News y síguenos

Hoy, el abasto se encuentra a un  90 por ciento, y el 10 por ciento restante se trata de sustituir por medicinas que sí tienen.

Se trata de conseguir los fármacos faltantes en uno o dos días para que el paciente no resulte afectado. El problema se presenta en todo el país, pero cada entidad busca alternativas para irlo atacando.

Hospitalización

El director del Hospital General de Mazatlán, Rodolfo Luis Osuna Flores, recalcó que ya es menor la falta de medicinas. Añadió que para los pacientes hospitalizados no falta medicina.

En caso, que carezcan de alguna, la mandan cubrir, siempre y cuando sean pacientes que están registrados en el Seguro Popular. Es importante que estén dados de alta, pues hay un recurso por cada uno.

Coincide con el director del Centro de Salud en que el faltante de fármacos es menor. 
En relación con el material de curación y demás insumos, dijo que también se están comprando.

Los trabajadores no están de acuerdo con los directivos y aseguran que les falta material para trabajar.

Refirieron que este problema nunca se había dado, así como que les retrasaran los pagos y también los insumos. Se surte el 90 por ciento de las recetas y el resto se sustituye por otros fármacos.