Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
Mazatlán

El viacrucis no termina para algunos desplazados

En la invasión San Antonio viven familias que dejaron sus casas por la violencia en la sierra; ahora, en su nuevo hogar, se enfrentan al clima y la delincuencia

Por: Luis Zatarain

El viacrucis no termina para algunos desplazados. Foto: El Debate

El viacrucis no termina para algunos desplazados. Foto: El Debate

Mazatlán, Sinaloa.- Dora Alicia y su familia hace años que salieron de su pueblo ante los hechos violentos que se estaban presentado en la sierra de Mazatlán. Hoy viven en una invasión del puerto, extrañando su hogar en la comunidad de El Zapote de La Noria.

Inseguridad

La afectada refirió que desde que llegaron a Mazatlán han sufrido mucho porque su esposo no ha conseguido un buen trabajo y le ha batallado para salir adelante.

Dice que su pareja gana aproximadamente mil pesos cada quincena, los cuales apenas alcanzan para la comida.

Sin ayuda

Dora Alicia menciona que cuando llegaron a la invasión, el gobierno les prometió apoyarlos con despensas y que les daría un terreno para que construyeran su casa, pero hasta el momento no han cumplido y se encuentran en el olvido.

Dicen que no se pueden regresar a su pueblo porque está en el abandono y la gente con la que trabajaba su esposo ya falleció.

El viacrucis no termina para algunos desplazados. Foto: El Debate

Cuenta que donde viven en  estos momentos es en la invasión San Antonio, y en ese lugar han sido víctimas de la delincuencia porque hace apenas una semana dejó solo su hogar y personas desconocidas aprovecharon para meterse al domicilio y se llevaron toda sus pertenencias.

Recalcó que hasta los cobertores se llevaron los ladrones, y ahora que se presentan bajas temperaturas, sufren mucho porque el frío se filtra entre las rendijas de su casa de madera y lámina.

Sin denuncia

Dora Alicia declaró que ante el temor de que los delincuentes ingresen de nuevo a su hogar, se queda todo el día en su domicilio, pero siempre está con el temor de que regresen. 

Cuando le toca la consulta con el médico, trata de regresar rápidamente, antes que los ladrones se den cuentan que la casa está sola y vuelvan a ingresar.   

Para entender... En el 2003, familias dejaron sus pueblos por la violencia 

Muchas de las personas que vivían en La  Embocada, Los Arrayanes, El Zapote de La Noria, al igual que San Marco salieron de sus hogares ante la violencia que se vivió en la sierra en el 2003. 

Buscaban refugio con algún familiar en Mazatlán con la esperanza de regresar posteriormente a sus hogares, pero la violencia no cesó y la gente buscó un lugar dónde establecerse.

En esta nota:
  • La invasión San Antonio
  • Viacrucis de desplazados
  • Inseguridad para desplazados