Selecciona tu región
Mazatlán

Los malabares de la vida llevan a Libia a mostrar su talento en las calles de Mazatlán

Durante 10 años, Libia practicó el movimiento de los aros, hasta que logró dominarlos y hoy se convierte en una alegra payasita para mostrar su talento.

Por José Galarza

-

Sinaloa.- El tiempo en que el semáforo se mantiene en rojo es aprovechado por Libia para atraer la atención de los automovilistas en las calles de Mazatlán, a través de un pequeño show de aros, que es esencial para llevar el sustento a su hogar.

La inspiración

La avenida Camarón-Sabalo ha sido el lugar donde la joven madre de familia muestra sus conocimientos circenses aprendidos en 10 años. Vecina de la colonia Salvador Allende, la artista señala que dos de sus hermanos la indujeron al arte urbano. 

“Yo veía videos de mi hermano, entonces, a mí me gustó lo que hacía con los aros, por lo que decidí aprender como moverlos.”

Práctica constante

Recuerda que 30 pesos le costó el primer aro que usó y que después de tres meses dominó, para enseguida unirse a un grupo de malabaristas que vivían en el cerro De La Nevería. Desde entonces, sus conocimientos en malabares incrementaron al tomar talleres en ciudades como Hermosillo, Oaxaca, Puerto Ángel y Querétaro. 

La transformación

Tras pintar su boca y colocarse una nariz de esponja roja, Libia se transforma en una alegre payasita para enseguida dirigirse al cálido pavimento de la avenida, donde rápido atrae las miradas de transeúntes y automovilistas, a través del dominio de siete aros que mueve al mismo tiempo en distintas partes del cuerpo.

La recompensa

El calor que se deja sentir en ese momento orilla a Libia a trabajar en espacios de 30 minutos, tiempo en el que los conductores se despojan de una moneda para apoyarla, para después tomarse un descanso.

La joven recaba monedas de 5, 10, y hasta billetes de 20 pesos, con los que gustosa se retira del lugar para enseguida buscar los alimentos que llevará a su casa.

Los Datos

Los origenes

Libia Zulema vive en la colonia Salvador Allende, donde diariamente sale para buscar el sustento que requieren en su casa, el cual logra obtener a través del dinero que le brinda la ciudadanía que gusta por los actis de malabarismo que realiza.

Leer más: ¡Cuidado! El golpe de calor amenaza por altas temperaturas en Mazatlán

Los Motivos

Entre las cosas importantes que orillan diariamente a Libia a salir a las calles se encuentran sus 2 bellas hijas, quienes han sido  su motor de vida para poder demostrar la calidad de artista circense que se ha hecho al paso de más de 10 años.    

Brote de agua inunda sala de equipaje en el AICM
Síguenos en