Mazatlán

Menchú: Asesinar a un periodista es un doble crimen

La defensora de derechos humanos, Rigoberta Menchú condena la criminalización contra periodistas y pide que no callen 

Por  Blanca Regalado

Anita Menchú , María Mar Salafranca y Rigoberta Menchú.(Jorge Osuna)

Anita Menchú , María Mar Salafranca y Rigoberta Menchú. | Jorge Osuna

Mazatlán, Sinaloa.- “Asesinar un periodista es doble crimen, no solo se asesina una voz, es la libertad de expresión, es un ser humano que ejerce liderazgo de comunicación”, aseveró la  Premio Nobel de la Paz, Rigoberta Menchú Tum.

Se toda la libertad

Ante las agresiones que se han dado en el país y en Sinaloa con los gobiernos municipales de Mazatlán, Culiacán, Ahome y Escuinapa, la defensora de derechos humanos condenó la criminalización a personas que cubren noticias.  

“Es grave porque no se toca o agrede solo a un periodista, se toca la libertad de expresión y la locomoción; una libertad de manifestación de la realidad. Esto no se debe permitir.”
Recalcó que no se debe dar ninguna criminalización a medios de comunicación,  a los que también se les debe exigir que se ajusten a la realidad.

Asimismo, que den  la oportunidad a muchos interlocutores de la sociedad. Pero insistió en que no debe permitirse la censura, porque muchas veces la usan también para intimidar a  a la población.

Confía en que se fortalezca la observación y el acompañamiento a los periodistas, pues reconoció que debido a la labor que realizan, suelen arriesgar sus vidas.

Migración

Minutos antes de dejar Mazatlán, Menchú Tum se refirió a las campañas de racismo y odio hacia los migrantes, que han dejado muertes de centroamericanos en su intento  por ingresar a Estados Unidos.

Las políticas públicas del país del norte de cerrar las fronteras a la movilidad humana han provocado más tragedias. “Estas matanzas hay que condenarlas.”

Expuso que  la política exterior de México es buena, pero no la de Estados Unidos.
La migración no va parar mientras  haya violencia que hace correr a las personas, la extorsión a pequeños comerciantes sociales, añadió.

“Mientras haya desigualdad, las personas van a luchar por la sobrevivencia diaria. En las fronteras hay esclavitud contemporánea. Es un tema tabú, pero hoy sí hay esclavitud, sí hay venta de personas, de órganos y humillación. Las autoridades, y sobre todo los académicos, deben investigar más sobre esta realidad.”

Rigoberta Menchú  participo en el Foro de Empoderamiento de la Mujer Rural, junto a la magistrada María del Mar Salafranca Pérez.