Mazatlán

Turistas cambian la nieve por la playa, el sol y la arena

Cientos de personas de todas las edades inundan las playas en pleno invierno aprovechando un clima cálido

Por: Blanca Regalado

Turistas cambian la nieve por la playa, el sol y la arena. Foto: Víctor Hugo Olivas

Turistas cambian la nieve por la playa, el sol y la arena. Foto: Víctor Hugo Olivas

Mazatlán, Sinaloa.- Cientos de turistas cambian la chamarra por el traje de baño y disfrutan la playa, el sol y la arena, en un clima que consideran cálido.

Los visitantes, en gran medida extranjeros, nadan, se asolean, se refrescan con una vida típica de la región. Pasean en un velero y hasta aprecian la bahía de Mazatlán desde las alturas en pleno invierno.

A la orilla del mar

Además de los mazatlecos, turistas nacionales abarrotan las playas Pinitos, Cerritos y a un lado del Monumento al Pescador.

Arriban a estos sitios cargados con bandejas del tradicional ceviche, ensalada, y sin faltar la hielera cargada de bebidas heladas.

Hay familias que acuden con los hijos, las nueras, nietos, abuelitos, y sin faltar las mascotas, la pelota, las bocinas, las sillas y la sombrilla para convivir  a la orilla del mar.

Luciano Monreal y Carmen Alicia Retes son originarios de Chihuahua. Es el segundo año que celebran el fin de año en Mazatlán.
Vienen en compañía de sus dos hijos adolescentes y de sus cuñados, que por primera vez visitan Mazatlán, y apenas llegaron y disfrutan las delicias naturales de este destino de playa.

Turistas cambian la nieve por la playa, el sol y la arena. Foto: Víctor Hugo Olivas

El agua está un poco fría al entrar, pero luego se torna agradable.

Nada qué ver con las temperaturas bajo cero de su estado de origen, expuso Alicia. Por este motivo  cambiaron la nieve por la playa.

Hay negocio

Los vendedores ambulantes y los que rentan sillas y sombrillas aceptan que estos últimos días les ha ido bien.

Desde el martes empezaron a llegar turistas y los mazatlecos también acuden a la playa.

Esto les significa negocio para ellos, pues rentan  sillas, mesas, y en algunos casos, las enormes sombrillas para protegerse del sol.

Los que comercializan ceviche y frutas indican que les ha ido bien, pues a media mañana ya se había vendido gran parte de la mercancía.

Las ventas han ido de menos a más y esperan que así se mantenga hasta el domingo, que es el último día del año.

Asimismo, que arranque el 2018 con más turismo, para que el beneficio sea para todos.

Al oscurecer, decenas de turistas seguían paseando a la orilla de la playa, pues es difícil caminar por el malecón, y disfrutaban una refrescante brisa.

En esta nota:
  • Vacaciones en Mazatlán
  • Turismo de playa
  • Invierno en el puerto