Mazatlán

Juan Aviña, un artista autodidacta que trasciende

El rosarense expuso en agosto pasado en la Ciudad de México su obra El nuevo rostro de la muerte

Por: Pedro Quintero

El artista muestra una de sus más recientes obras. Foto: Pedro Quintero

El artista muestra una de sus más recientes obras. Foto: Pedro Quintero

Rosario.- Su gusto por la pintura empezó desde niño, dibujando lo que veía a su alrededor. Le gustaba lo que con sus manos podía crear. Empezó a ver el trabajo de otros pintores sin tener un maestro que lo enseñara. 

Lea también: Don Pompeyo, con vocación de artesano

Hoy en día es uno de los artistas plásticos más reconocidos en la región y el estado. Sus trabajos han sido admirados nacionalmente y ha traspasado fronteras al ser apreciados en otros países.

Juan Aviña Castañeda nació en El Rosario, tiene 59 años de edad y más de 40 practicando el arte de la pintura. 

Se describe como un artista autodidacta, pues nunca tuvo un maestro que le impartiera clases de pintura. Reconoce que en sus inicios  imitó a grandes pintores del arte y los utilizó como base para mejorar.

Desde su infancia

Su interés en la pintura inició cuando cursaba la primaria. Empezó a trazar, a pintar lo que veía. Su mente se trasladó por un tiempo a la época en que cursaba el quinto grado de primaria y participó en la ciudad de Culiacán con un dibujo hecho a lápiz sobre Tenochtitlan y la muerte de Hernán Cortés.

Esa obra hecha a puro lápiz ganó primer lugar a nivel estado en la ciudad de Culiacán, y de ahí me nació aún más la inquietud cuando me dieron un premio,   una medalla de plata, recordó.

Comenta que se basó en otros pintores, pero al paso del tiempo empezó a adquirir su propio estilo, logrando incluso a obtener un segundo lugar en muralismo durante la adolescencia, lo que le estimuló a seguir haciendo lo que le salía bien y además le resultaba placentero.

Después de plasmar por años lo que veía, se inclinó por la pintura surrealista, un arte que mezcla la vida cotidiana, los sueños y las fantasías.

Reconocido en el extranjero

Juan Aviña señala que su pintura ha logrado trascender pues tiene dos reconocimientos nacionales por exponer sus trabajos en diferentes partes de la república. Incluso, comentó que pertenece al grupo MAI (Movimiento Artístico Internacional) y su obra ya ha cruzado a otros países, como Perú, Venezuela, Argentina y Colombia.

En este último, donó uno de sus trabajos para que fuera subastado y con el recurso obtenido ayudar a  niños con cáncer.

Actualmente expone en la Ciudad de México la obra titulada, Vida y muerte del jaguar, que simboliza a este felino en toda su belleza y esplendor. A finales de agosto se exhibió otra de sus creaciones en el Museo Bicentenario, también en la Ciudad de México, llamada El nuevo rostro de la muerte.

El artista rosarense señaló que en El Rosario, su ciudad natal, hay mucho talento, y le da gusto ver que así como él empezó a imitar a artistas que admiraba, muchos jóvenes están siguiendo sus técnicas.

Es un gran orgullo que los jóvenes que estoy enseñando lleven mi mensaje, mi técnica Se siente bonito que donde los encuentro me dicen: ‘Maestro Aviña, gracias a usted estoy donde estoy ahorita’... y eso da satisfacción y ganas de seguir adelante, finalizó. 

En esta nota:
  • Rosario
  • Historia
  • Juan Aviña
  • Artista plástico