No Usar

CNDH condena declaración del delegado Manuel Huerta contra Yalitza

La CNDH condenó las declaraciones del coordinador de apoyo social en Veracruz, Manuel Huerta Ladrón de Guevara, contra Yalitza Aparicio por considerar que estereotipan y discriminan a las trabajadoras del hogar

Por  Agencia Reforma

CNDH condena declaración del delegado Manuel Huerta contra Yalitza(Foto Especial)

CNDH condena declaración del delegado Manuel Huerta contra Yalitza | Foto Especial

Ciudad de México.- La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) condenó las declaraciones del Coordinador Estatal de los Programas de Apoyo Social en Veracruz, Manuel Huerta Ladrón de Guevara, por considerar que estereotipan y discriminan a las trabajadoras del hogar.

Hace unos días, al hablar sobre estancias infantiles, el funcionario comentó una familia puede optar por contratar a una "muchacha" porque "sí funcionan las Yalitzas".

"Ellos pueden optar por un familiar, por una persona, así tipo Cuarón, que lo cuidó una muchacha, que miren sacó hasta un premio Oscar. Para que vean que sí funcionan las Yalitzas", dijo haciendo referencia a la actriz Yalitza Aparicio, quien en la película "Roma" interpretó el papel de Cleo, una empleada doméstica.  

El organismo consideró que las declaraciones de Ladrón de Guevara resultan inaceptables y son contrarias al respeto que todo servidor público debe expresar.

La CNDH analizó que los planteamientos del coordinador perpetúan estereotipos hacia las mujeres, conllevan prejuicios y creencias que vulneran la dignidad de las empleadas del hogar.

Este organismo nacional exhorta a todas las autoridades a sumar esfuerzos y realizar nuestro trabajo diario con perspectiva de género, compromiso ético y los valores inherentes a la dignidad humana, como fundamento de los derechos humanos

La Comisión llamó a las autoridades de los tres niveles de Gobierno a avanzar hacia una sociedad incluyente, tolerante, que reconozca las diferencias y elimine las formas de exclusión.

Además, que promueva la igualdad de oportunidades y de trato digno entre mujeres y hombres.

"Frases discriminatorias como las que manifestó ese servidor público impulsan la desigualdad sustantiva entre hombres y mujeres, por lo que la Comisión Nacional reitera que discriminar es negar el reconocimiento de la dignidad humana, la cual constituye el fundamento básico de nuestro sistema jurídico y de nuestra convivencia social; todo acto de discriminación es una violación a los derechos humanos".

Expuso que utilizar un lenguaje adecuado por parte de las autoridades favorece las relaciones de respeto entre los géneros.

Se debe evitar el uso de calificativos o palabras que estigmaticen a las personas o fomenten discriminación entre ellas

En el documento se recordó que ideologías religiosas, morales y tradicionales imponen el rol de las mujeres en el trabajo no remunerado del hogar, la crianza de los hijos y el cuidado de las personas con discapacidad o las personas mayores.