Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
México

Fugas y túneles: Así fue la vida del Chapo

Tras varias fugas y recapturas, concluyen 25 años de investigación al capo sinaloenses con un veredicto que lo condenará a pasar el resto de sus días en una prisión

Por: El Debate

Fugas y túneles: Así fue la vida del Chapo(El Debate)

Fugas y túneles: Así fue la vida del Chapo | El Debate

Joaquín «Chapo» Guzmán evadió tres veces el largo brazo de la justicia. El 24 de mayo de 1993 salió a la luz pública tras el asesinato del cardenal Juan Jesús Posadas Ocampo en el aeropuerto de Guadalajara. La versión oficial dictaminó que sicarios confundieron al religioso con el líder del cártel de las drogas de Sinaloa, de acuerdo con la Fiscalía General de la República [http://cort.as/-Elxp]. 

Asimismo, fue responsabilizado del secuestro y de la ejecución de Enrique Camarena, comandante de la Agencia Especializada contra las Drogas (DEA).

Tras su primera captura, el 10 de junio de 1993, Guzmán Loera fue conducido al penal de Puente Grande (Jalisco), donde pasó doce años encerrado. Los cargos que se le imputaron en esa ocasión fueron homicidio, delincuencia organizada, acopio de armas y tráfico de drogas.

Aparición: Aunque el capo inició su carrera desde 1980 en el Cártel de Sinaloa, fue en 1992 cuando su nombre salió a la luz pública tras la balacera en la discoteca Christine, en Jalisco, donde lo hacían responsable.

La condena fue de veinte años y nueve meses de prisión por cohecho, asociación delictiva y delitos contra la salud. No obstante, al acercarse su extradición, logró escapar escondido en un carrito de lavandería el 19 de enero del 2001.

Recapturas y extradición

Los siguientes trece años, Guzmán Loera logró burlar a las autoridades. El 22 enero del 2014 fue detenido en los condominios Miramar, en el puerto de Mazatlán, adonde huyó, luego de protagonizar una persecución por parte de elementos de la Marina. 

El capo sinaloense disfrutó por muy poco tiempo de su libertad (un año y cuatro meses), ya que se cree que en cuanto salió de la prisión del Altiplano (conocida anteriormente como Almoloya de Juárez) por medio de un túnel de 1.5 kilómetros de largo, mismo que conectaba desde la regadera de su celda hasta una propiedad construida en las cercanías del reclusorio, viajó directamente al Triángulo Dorado, que se ubica en la zona serrana de Sinaloa, Durango y Chihuahua. 

Asesinato de Posadas: Joaquín Guzmán fue convertido en responsable del asesinato del cardenal Juan Jesús Posadas Ocampo. Él negó la acusación.

Sería en una casa de seguridad ubicada en el fraccionamiento Las Palmas, en la ciudad de Los Mochis, donde atraparían a Guzmán Loera, en la vivienda ubicada en el cruce del bulevar Río Jiquilpan y la calle Río Quelite, en Las Palmas. Se convirtió en una de las noticias más importantes del 2016. Fue difundida en primer lugar por el entonces presidente Enrique Peña Nieto en su cuenta de Twitter, misma en la que escribió: «Misión cumplida». 

La publicación aludía a la recaptura ocurrida después de un enfrentamiento entre sicarios del Cártel de Sinaloa y elementos federales, cuando Guzmán pretendía escapar junto con su jefe de escoltas, Orso Iván Gastélum Ávila, el Cholo, a bordo de un auto Focus de color rojo que había robado minutos antes, tras salir de una alcantarilla. 

Policías federales que habían sido alertados del robo de la unidad efectuaron la aprehensión. 

La entonces titular de la Procuraduría General de la República (PGR), Arely Gómez González, explicó que durante seis meses se dio un intenso seguimiento al círculo más cercano del Chapo Guzmán. 

Detención: Inicialmente, Joaquín Guzmán sería internado en Almoloya de Juárez. Después lo trasladaron a Puente Grande, de donde se fugaría el 19 de enero del 2001.

Luego de su captura, el líder del Cártel de Sinaloa fue llevado a la prisión de máxima seguridad de Ciudad Juárez, Chihuahua, el 7 de mayo del 2016. El Gobierno mexicano, entonces encabezado por Peña, precisó que la movilización del narcotraficante fue «por la realización de algunas obras»; extraoficialmente se habló de un fallido intento de fuga.

El 18 de octubre de ese año, el Gobierno de la República comenzó a tramitar la extradición de Guzmán Loera a los Estados Unidos; sin embargo, pese a la insistencia de las autoridades, esta no lograba concretarse debido a los amparos que interponía el abogado de Guzmán.

Igualmente, el juez federal Antonio Bermúdez Zacarías, quien le dio reversa a la extradición de Joaquín Guzmán, sería acribillado el 18 de octubre del 2016. 

Dos días después, tres de los cinco amparos interpuestos por la defensa del Chapo fueron desechados por la justicia mexicana, y en dos de ellos el órgano jurisdiccional resolvió negar la protección y el amparo de la justicia federal, según la notificación del juzgado al Ministerio Público de la Federación.

Segunda recaptura: Se movilizó un fuerte operativo militar que lo llevó a salir y ubicarse en Los Mochis, donde finalmente fue capturado en enero del 2016.

Estancia en territorio norteamericano

El 19 de enero del 2017 fue extraditado a Nueva York, en la Unión Americana.

Finalmente, un jurado en Brooklyn determinó ayer la sentencia para Joaquín Guzmán Loera por narcotráfico, en el cual lo han señalado como culpable con una condena de cadena perpetua. 

Guzmán Loera fue declarado culpable también de los nueve delitos restantes de los que era acusado y por liderar un imperio criminal que traficó toneladas de drogas a Estados Unidos durante 25 años.

Traslado: Luego de su captura, el líder del Cártel de Sinaloa fue trasladado al penal del Altiplano, donde el 7 de mayo del 2016 fue trasladado a la prisión de máxima seguridad de Ciudad Juárez.

El Chapo es declarado culpable en Estados Unidos

Dentro de los tres meses del juicio de Joaquín «Chapo» Guzmán en Nueva York, en las declaraciones de los testigos se mencionaron los nombres de políticos y exfuncionarios mexicanos que presuntamente recibieron sobornos del Cártel de Sinaloa —según ellos— para que se les brindara protección o que hicieran de la «vista gorda» durante sus actividades delictivas.

Al ser declarado culpable de todos los cargos presentados en su contra, el narcotraficante mexicano tendrá que esperar hasta el 25 de junio para conocer su sentencia; mientras que en México algunos de los políticos ya salieron a defenderse de las acusaciones.

Uno de los abogados del Chapo declaró al iniciar el juicio que presuntamente Enrique Peña Nieto y Felipe Calderón habrían recibido millonarios sobornos. Un excolaborador del Chapo, Alex Cifuentes, aseguró que el expresidente Peña Nieto recibió la cantidad de 100 millones de dólares.

En esta nota: