Instalan Zapatos Rojos en Guadalajara

En protesta contra la desaparición forzada de 139 mujeres instalaron zapatos rojos en Guadalajara.

Por  Agencia Reforma

Instalan Zapatos Rojos en Guadalajara(Agencia Reforma)

Instalan Zapatos Rojos en Guadalajara | Agencia Reforma

Guadalajara.-Los asistentes a la Vía RecreActiva este domingo se encontraron con algo diferente: 139 pares de zapatos rojos acomodados en hileras afuera del Museo de las Artes, de la Universidad de Guadalajara (MUSA).

Cada par representa la ausencia de una mujer a causa de la violencia, y el vacío que deja entre sus seres queridos.

El color rojo simboliza la sangre, pero también se asocia con el amor hacia las mujeres que han perdido la vida a causa de la violencia.

 No son pocos los ciclistas y transeúntes que salieron a disfrutar de la Ciudad y se acercaron con curiosidad a la instalación; hubo quienes incluso se probaron algunos zapatos o los tomaron para verlos de cerca.

 Jessica Ávila, quien paseaba con su hija de 8 años de edad, se detuvo un momento a verlos y mencionó que como mujer también se ha sentido violentada, sobre todo por su pareja.

No nadamás es la violencia física sino la emocional también", expresó.

 La autoría de la instalación es de la artista Elina Chauvet, quien en 1994 inició el proyecto con 33 pares de zapatos como respuesta a la ola de feminicidios que azotaron su natal, Ciudad Juárez.

 Ésta se ha presentado en países como Argentina, Chile e Italia y en esta ocasión se presenta por primera vez en Guadalajara gracias a los integrantes del taller de gráfica "La Tinta Negra", quienes gestionaron la pieza.

Viendo el clima de violencia que existe, le hicimos la invitación a Elina para que trajera su pieza, ya que aquí Guadalajara es la capital de uno de los Estados donde hay más violencia intrafamiliar.

 "Como resultado hay muchos feminicidios, entonces creímos que era importante que esta pieza se presentara aquí en Guadalajara para que la gente haga una reflexión de lo que sucede en el Estado y en la capital del Estado", explicó Eréndira Cinencio Ferreira, miembro del taller.