publicidad
Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Los Zetas desaparecen a 34 familias en Allende, Coahuila

MÉXICO

México. "Entre 2006 y 2012, 28.000 personas fueron declaradas desaparecidas", "Desde entonces más de la mitad ha sido encontrada y algunos han sido confirmados como muertos", desde que esta información fue dada a conocer por el secretario de Gobernación de México, Miguel Ángel Osorio Chong, los medios de comunicación nacionales e internacionales, han publicado artículos haciendo referencia a las consecuencias que la guerra contra el narco ha traído al país durante el sexenio de Felipe Calderón, y ahora, con Enrique Peña Nieto al mando.

Uno de esos medios es el periódico estadounidense The Economist, que en su revista impresa The Americas, dedicó un artículo donde critica los números resultantes de personas desaparecidas en manos de la delincuencia organizada.

En el reportaje se menciona la masacre que sucedió el 2011 en Allende, Coahuila, donde cientos de personas fueron asesinadas por el grupo delictivo Los Zetas. Al parecer todo fue por venganza al saberse que dos de los pobladores los habían traicionado. Los criminales llegaron a esta ciudad, reunieron a los supuestos culpables, a sus familias y amigos (juntando a más de un centenar) y los secuestraron. Después bañaron las casas con gasolina, las quemaron y se fueron.

Hasta este año, asegura el escrito, esta barbarie no fue reportada a la policía, sólo se suscitaron rumores de lo que se creía haberles pasado a los desaparecidos, no se sabe si el silencio fue por temor, conveniencia, o ambos. Fue hasta en Febrero, que una investigación realizada por agentes estatales y federales los llevó a una fosa clandestina donde se encontraron cientos de cuerpos, a los cuales primeros asesinaron a balazos y después quemaron. Aún se sigue investigando el número de víctimas, pero está en un rango de 300 a 500.

Reynaldo Tapia, quien tomó la alcaldía de este lugar en enero, piensa que alrededor de 30 a 40 familias fueron exterminadas. Tapia, se menciona en el artículo, tiene una lista de alrededor de 34 casas en el centro de la ciudad que muestran el terror de esos días, mismas que pronto serán demolidas.

Este multihomicidio podría ser uno de los más aterrorizantes en México durante la guerra que el gobierno de Felipe Calderón emprendió contra los narcos. La lista de desaparecidos durante su periodo 2006-2012 fue de 28 mil, cifra que según el secretario de gobernación Miguel Ángel Osorio Chong, se redujo a 13 mil al finalizar la administración, porque fueron encontrada vivas 14 mil y se confirmó la muerte de 750. Sin embargo, el funcionario confirmó que otras 8 mil personas se agregaron a esta lista desde diciembre de 2012, fecha que Enrique Peña Nieto tomó la presidencia. La cifra actual queda en 21 mil desaparecidos.

The Americas, en su publicación dice que el número de víctimas es sólo uno de los pasos en esta problemática, porque tratar de buscarlos acarrea otras dificultades; pero la más peligrosa es cuando se quiere atrapar a los responsables. Como ejemplo hace mención del caso de Sandra Luz Hernández, madre de un joven que en 2012 fue sustraido de su casa por un grupo armado en Culiacán, Sinaloa. Desde la tragedia, día a día salía en la búsqueda de su hijo y exigía a las autoridades que atraparan a los responsables. En su lucha, encontró la muerte. En mayo de este año, Hernández, recibió una llamada solicitándole acudir a un domicilio donde se le daría información sobre el paradero de su descendiente, sabían que acudiría, ahí la abatieron a balazos.

Uno de los mayores problemas, dice, es que la policía no le da la importancia que se merece a estos casos, ya que asumen que las víctimas también eran criminales.